Updated 3 weeks, 1 day ago

Bogotá tiene un banco de vida

En Bogotá hay un lugar que trabaja en desarrollo científico, donde se forman profesionales y se proveen insumos biológicos muy importantes para la población: la sangre, los tejidos humanos, las células para trasplantes y, además, se hace investigación. Se trata del Banco de Sangre, Tejidos y Células Hemocentro Distrital.

Hace un mes este Hemocentro se independizó de la Secretaría de Salud y se convirtió en El Instituto Distrital de Ciencia, biotecnología e innovación en Salud (IDCBIS). Este instituto está conformado por nueve entidades fundadoras: Secretaría de Salud, las cuatro Subredes Integradas de Servicios de Salud del Distrito, las universidades Nacional de Colombia, Los Andes y Javeriana y el Instituto Nacional de Cancerología.

“Este nuevo Instituto hace parte del conjunto de acciones que venimos haciendo en el marco de la reorganización del sector salud de Bogotá. De esta forma, el Hemocentro Distrital se convierte en un centro pionero de investigación en salud que genere alternativas para la prestación del servicio, ahora de manera autónoma y con el apoyo de importantes instituciones del país en este campo”, señaló el secretario de Salud, Luis Gonzalo Morales.

El IDCBIS buscará aumentar la capacidad de respuesta del banco local de sangre y tejidos, a través del Hemocentro distrital, institución que registra más de 496.660 unidades de sangre recolectadas en los últimos 15 años, y suministra sangre al 90% de los pacientes que ingresan a los hospitales de la red pública de la ciudad.

El establecimiento, según las proyecciones de la Alcaldía, también obtendrá, procesará, almacenará y distribuirá tejidos humanos y células madre que, a través de los bancos de tejidos y de cordón umbilical, han servido para trasplantar 529 corneas en instituciones públicas y privadas, y distribuir 172 mil centímetros cuadrados de piel para la atención de pacientes quemados.

Los recursos que han utilizado provienen del sistema general de regalías, del fondo de ciencia, que será disminuido. Les preocupa que el Gobierno haya decidido disminuir su presupuesto para invertirlo en infraestructura. Sin embargo, con lo que recolectaron hasta ahora han incrementado las probabilidades genéticas de encontrar sangre de cordón para trasplantar niños colombianos. Y lo mejor: han disminuido el valor de estos costosos tratamientos: “20 mililitros de células obtenidas de sangre de cordón importadas cuestan alrededor de 25.000 dólares. Nosotros, con el montaje de este banco, logramos significar hasta un 90 % este valor”.

Preparado por