Updated 5 months, 3 weeks ago

¿Habrá revocatorio en 2016?

(El estímulo) De forma recurrente mucha gente me pregunta (y se pregunta) sobre la realización del referendo revocatorio, especialmente sobre la fecha de esta crucial consulta. La gran preocupación que recorre a Venezuela en estos días es si habrá o no revocatorio en 2016. Cuando me hacen esta pregunta yo la reformulo para mis amigos, colegas y alumnos: ¿Qué está haciendo cada uno de nosotros para que el referendo sea en 2016? También se lo pregunto a usted que me lee.

De la respuesta que tenga cada uno de nosotros, como venezolanos, dependerá a fin de cuentas la realización o no del revocatorio este año y como consecuencia de esa consulta la posibilidad real de un cambio político en Venezuela. Hacer el referendo revocatorio en 2017 significaría un cambio pero sólo en la cúpula del gobierno (saldría el presidente para que asuma el vicepresidente): dejaría Nicolás Maduro la presidencia pero el chavismo seguiría controlando el poder ejecutivo.

La posibilidad de que en Venezuela haya un cambio político por vía democrática depende, en este momento, de que el referendo tenga lugar antes de que concluya este año. La opción de que Maduro renuncie, por iniciativa propia o bien presionado por las Fuerzas Armadas me parece un escenario improbable.

Insisto en la idea del cambio político por vía democrática. No creo que un golpe de Estado nos vaya a conducir mágicamente de un autoritarismo a una restitución democrática. Tampoco comulgo con la idea de que un estallido social de gran escala acabe con el gobierno, hipótesis que algunos hacen sin tomar en cuenta el costo humano y el caos que ocurren para que un hecho de esa naturaleza termine siendo el generador del cambio.  En este momento, como muchos venezolanos, creo que la vía del cambio se llama referendo revocatorio, pero con fecha en este 2016.

¿Tendrá la fuerza la Mesa de la Unidad Democrática de que se haga el referendo en 2016?  Dudo que la presión solamente de la MUD sea exitosa. Habrá referendo este año si los venezolanos, ese 80 por ciento que hoy dice estar descontento con el gobierno de Nicolás Maduro, se hace visible más allá de las encuestas.

Una vez que se dio el primer paso para el revocatorio, me parece que la hoja de ruta para el revocatorio dependerá de la potencia con que se exprese en las calles un clamor popular y multitudinario. Que se haga social ese descontento que hoy es silencioso o individual. El 1 de septiembre será un termómetro no de la capacidad de convocatoria de la MUD, sino que en realidad se medirá si esa voluntad popular en pro del referendo se hace visible mayoritariamente.

Lo que suceda el 1 de septiembre será determinante en varios sentidos. Obviamente pondrá a prueba la capacidad logística y organizativa de la Mesa de la Unidad Democrática. El 1S, como lo han dicho diversos voceros opositores, no puede ser una marcha más. Si no hay suficiente respuesta popular o si no se logra, creativamente, burlar la previsible represión del gobierno, no se habrán alcanzado los objetivos.

Si esta protesta es verdaderamente nacional y en palabras de Freddy Guevara es la “mamá de las movilizaciones”, constituirá un punto de inflexión no sólo para allanar el camino al referendo sino para dejar palpable, visible al mundo, que hoy la gran mayoría nacional no quiere a Maduro y que éste régimen pretende cerrarle el paso a un cambio que es genuinamente constitucional y democrático.

Si el 1S no tiene lugar una manifestación multitudinaria habrá ganado Maduro. Prepárese, entonces, para que el presidente concluya su mandato en 2019 o en el mejor de los casos le pase la banda al vicepresidente (Aristóbulo Istúriz u otro) el año próximo.

Si el 1S ocurre una marcha más, como las que tuvieron lugar en los últimos meses, las cuatro rectoras del Consejo Nacional Electoral habrán entendido que pueden seguir jugando a extender los lapsos del revocatorio sin que ello tenga consecuencias.

Que la historia partir del 1S sea distinta no depende exclusivamente de la MUD. Por eso le pregunto: ¿Qué estamos haciendo cada uno de los venezolanos descontentos con Maduro para que haya referendo revocatorio este año?

Por Andrés Cañizález