Updated 1 month, 1 week ago

Vuelos para Cuba sin demanda

Apenas seis meses después de haber sido la primera aerolínea en vender lugares para vuelos regulares a Cuba, Silver Airways, una compañía aérea con sede en Fort Lauderdale, Florida, y especializada en mercados pequeños, dejará de volar hacia la isla en abril. Esta es la decisión más reciente en la industria que pone de manifiesto que viajan a Cuba menos estadounidenses de lo que se previó como parte del restablecimiento de las relaciones entre ambos países.

También hubo reducciones por parte de American Airlines y JetBlue hace algunas semanas, en las que optaron por aviones más pequeños o disminuyeron el número de vuelos. El 13 de marzo, Frontier Airlines, una empresa con sede en Denver, afirmó que dejaría de ofrecer su vuelo diario de Miami a La Habana a partir del 4 de junio. Esta aerolínea asegura que los costos de sus viajes a La Habana excedieron significativamente los supuestos iniciales y que “las condiciones del mercado no se concretaron”.

United Airlines todavía da servicio desde Newark y Houston, y Alaska Airlines vuela a La Habana desde Los Ángeles. Delta ofrece tres vuelos diarios a La Habana desde Atlanta, Miami y Nueva York. Algunos destinos en la isla como Santa Clara resultaron menos populares de lo que esperaban las aerolíneas y algunas se han visto obligadas a reducir su oferta.

“Iniciamos a lo grande con Cuba”, opinó Laura Masvidal, portavoz de American Airlines. “Hicimos algunas modificaciones para ajustarnos a la demanda del mercado”.

Hasta febrero, American Airlines ofrecía 1920 lugares diarios para viajar a Cuba. Este número se limitó el mes pasado a 1472, una disminución de casi el 25 por ciento. La aerolínea redujo los vuelos a Holguín, Santa Clara y Varadero de dos a uno diario, según afirma Masvidal.

JetBlue Airways, la compañía que inauguró los vuelos a Cuba el 31 de agosto, sigue ofreciendo cerca de 50 vuelos redondos semanales entre Estados Unidos y cuatro ciudades cubanas, aunque recientemente cambió a aviones más pequeños.

Aunque algunos expertos afirman que los cambios que se están presentando en este nuevo mercado no reflejan la falta de pasajeros, sino la precipitación de las aerolíneas al saturar este nuevo territorio con lugares que el mercado de ninguna manera podía satisfacer.

El tráfico de pasajeros a Cuba en realidad está aumentando a un ritmo acelerado.

“El mercado se está expandiendo”, aseveró Chad Olin, presidente de Cuba Candela, especialista en reservaciones de viajes a la isla para turistas millennials. “También está ocurriendo cierto ajuste en la demanda, pero en el resultado neto sigue siendo uno de los mercados de mayor crecimiento en la historia del turismo”.

Olin explicó que los restaurantes, los bares y las rentas de casas particulares están mucho más saturados de estadounidenses que hace unos meses. “Escuchas a estadounidenses por todas partes”, escribió en un correo electrónico.

El número de nacionales de Estados Unidos que visitaron Cuba aumentó en un 125 por ciento en enero en comparación con el mismo periodo el año pasado, informó el gobierno, que lo llamó una “estampida virtual”. Según este, los estadounidenses se vieron motivados a viajar cuanto antes debido a la orden del gobierno de Trump de revisar todas las políticas referentes a Cuba.