Que esperar si viajas a Suiza

Laussane

El deseo de expandir fronteras para los latinoamericanos, nos ha llevado a recorrer países con características y estilos de vida diferentes a las nuestras.

Tal es el caso de Suiza, que más allá de sus hermosas montañas, chocolates y quesos, sorprende al turista con mucho más de lo que muestran los libros de viajes.
 
La puerta de entrada a Suiza, generalmente es Ginebra. Muy cerca de allí, a  45 minutos en tren, se encuentra Laussane, una pintoresca ciudad muy antigua a orillas del lago Lemán. Allí llegan muchos estudiantes durante todo el año, lo que la hace una de las ciudades con vida nocturna más activa de todo Suiza. Pero no se llene de entusiasmo. Si la idea de su viaje es ver el amanecer después de una noche de baile o de vinos, se va a sentir en el lugar equivocado.
 
Tenga en cuenta que la gran mayoría de los establecimientos de comercio, supermercados, droguerías e inclusive algunos cafés, cierran a las 6 de la tarde; y si por casualidad usted olvidó comprar el pan del desayuno, tendrá que hacer largos recorridos para encontrar un supermercado abierto o tendrá que esperar hasta el día siguiente para comprar lo que necesita.
 
La mayoría de los restaurantes cierran alrededor de las 10 y algunos clubs a las 2. Los suizos valoran mucho el silencio, por lo que es normal no encontrar ningún tipo de música en la mayoría de estos establecimientos, pero no se preocupe, seguramente tendrán servicio por un par de horas más.
 
Volviendo a los grandes recorridos, Suiza ofrece un inigualable servicio de trenes, el cual debe ser su primera opción, ya que los taxis son extremadamente costosos. Una carrera mínima cuesta CHF15 (Francos suizos), el equivalente a 45.000 pesos aproximadamente.
 
El servicio de trenes es muy eficiente y lo lleva por una tarifa más razonable, no sólo dentro del territorio Suizo, sino también lo conecta con toda Europa. Pero recuerde comprar su tiquete online con anticipación; ya que no es muy común ver casetas de compra de los mismos y si usted es encontrado usando el servicio sin pagar, prepárese para una multa de CHF100 y una reprimenda pública.
 
Pero definitivamente lo que usted nunca podrá olvidar de Suiza es la calidad del aire.
Su inigualable posición geográfica y el esfuerzo del gobierno por mantener el país impecable, ha generado grandes políticas de reciclaje obligatorias a nivel nacional. Este esfuerzo ha dado grandes frutos, no sólo al considerarse el mejor país para vivir actualmente, sino también ha impulsado el turismo de los que buscan deportes al aire libre, como el senderismo, que además es su deporte nacional; el esquí, en los famosos alpes suizos y durante el verano los deportes acuáticos. Usted nunca olvidará la pureza del aire que respiró durante sus vacaciones. Es una promesa.
 
Suiza puede resultar muy costoso si usted no vive en ese país, pero si cuenta con unos ahorros y quiere llevar a su familia a unas vacaciones tranquilas e inolvidables en medio de lugares paradisiacos, no dude en explorar uno de los cuatro idiomas oficiales (alemán, francés, italiano y romanche) y lanzarse a la aventura; pero no se preocupe, si sólo habla inglés, lo entenderán perfectamente en cualquier lugar de este hermoso país.
 
LatinAmerican Post | Mónica Martínez Romero

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…