Barranquilla: la ciudad caribeña donde la fiesta se vive en grande

Esta ciudad podría considerarse la capital de la rumba de América Latina

Barranquilla: la ciudad caribeña donde la fiesta se vive en grande

El Caribe colombiano expide ritmo, sabor y sazón en cada esquina e invita a su gente a disfrutarlo en grande, compartir entre amigos, prender la fiesta y apoderarse de la noche al son de la Salsa, el Vallenato y la Champeta, sonidos que solo dan licencia para bailar y disfrutar hasta el amanecer. Esta región del país sudamericano, con fuerte influencia de culturas tan diversas como la africana, árabe y alemana, es conocida por la calidez de su gente, la belleza de sus mujeres y la pasión por el fútbol, y Barranquilla, la capital del departamento de Atlántico, como la representante de la rumba latinoamericana.

Situada en la desembocadura del Río Magdalena al mar Caribe, esta ciudad cosmopolita abre sus puertas a turistas provenientes de todas partes del mundo y los invitan a gozar la estadía en lugares donde reina la algarabía, conocen nuevos amigos, la música nunca se apaga y la noche dura más de lo previsto. Este ambiente de fiesta eterna es para quienes buscan salir de la rutina, descubrir cómo se vive el mejor Carnaval de Colombia y se acostumbran a las altas temperaturas, que se mantienen a toda hora, así como elevados porcentajes de humedad. Hay opciones para cada gusto, lo que obligada visita.

Salsa y delirio

El segundo himno musical de esta ciudad es una salsa titulada “En Barranquilla me quedo”, inmortalizada por gran cantautor Joe Arroyo, hijo ilustre e ídolo de masas. Es un patrimonio que está lejos de desaparecer y el ícono de un ritmo que predomina en gran parte de las zonas dedicadas a la fiesta.

La Carrera 8 de Barranquilla es una de las zonas de bares y discotecas más visitadas en la ciudad. Durante el fin de semana ofrece diversas opciones para bailar, tomar algún trago y hasta cantar karaoke. Aquí convergen gente joven con ganas de pasarla bien.

Sin embargo, el lugar que se ha convertido en templo de la Salsa es La Troja, establecimiento icónico en Barranquilla, en donde se escuchan las voces que han convertido ese ritmo en una forma de vida desde hace 50 años, por lo que es Patrimonio musical local. Adornado con motivos de carnaval y pintorescas ilustraciones de cantantes emblemáticos, es el lugar de encuentro para iniciar un buen fin de semana de rumba, con la mejor selección de bebidas nacionales e importadas, con ese toque barranquillero único que solo encuentren la ciudad.

Con los nuevos tiempos, han surgido sitios que ofrecen nuevas experiencias, como La Popular con sus sillas con forma de tapas de botellas. Este lugar propone un concepto que le da un toque de modernidad a la cultura local, sin perder la esencia de las tradiciones, además de añadir gastronomía típica.

Discotecas temáticas

Pero en Barranquilla no solo es salsa y champeta africana, porque para todos hay un sitio ideal para pasarla de lo mejor. Trucupey y Díscolo son representativas por sus grandes eventos y conciertos de artistas, desde el vallenatero Diomedes Díaz hasta el famoso DJ Gianluca Vacchi.

Más recientemente se han abierto nuevas opciones de entretenimiento para públicos más exigentes, donde reina la electrónica y los ritmos urbanos, como el Frogg  que ofrece fiestas temáticas y presentaciones de DJ y cantantes internacionales.

Pero la fiesta no puede terminar sin bailar hasta que salga el sol en la terraza al aire libre donde está situada la discoteca Barullo con la mejor selección de música latina, al mejor estilo de los grandes clubes de Cap Cana o Miami. Todas estas opciones de rumba demuestra que la vida nocturna barranquillera atrae.

 

Latin American Post | Kenner Bracho

Copy edited by Laura Rocha Rueda

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…