fbpx

Última Hora: Pedro Castillo guardará silencio por denuncia de corrupción y no puede salir del Perú

El mandatario peruano, Pedro Castillo, no podrá asistir a la toma de posesión del presidente colombiano Gustavo Petro luego de que el Congreso negó su salida del país.

pedro castillo

Foto: TW-PedroCastilloTe

LatinAmerican Post | Santiago Gómez Hernández

Escucha este artículo


Read in english: Braking News: Pedro Castillo Cannot Leave Peru Due to a Corruption Complaint

No han sido años sencillos para la administración de Pedro Castillo en Perú. Parece que la crisis constante se ha vuelto lo usual y pasa de escándalo a escándalo que no le ha permitido tener un momento de tranquilidad. Ahora el mandatario enfrenta un nuevo problema que lo ha dejado preso dentro de su propio país. Debido a una acusación de corrupción en contra del presidente, el Congreso le ha denegado el permiso para viajar del 6 al 8 de agosto a la ceremonia de investidura de Gustavo Petro.

Lee también: Nicaragua: Crece el conflicto entre Daniel Ortega y la Iglesia Católica 

67 congresistas peruanos votaron a favor de la decisión, mientras que solo 42 lo hicieron en contra y 5 se abstuvieron. Y es que argumentaron que Castillo no puede salir de territorio nacional debido a 5 investigaciones de la Fiscalía General en contra del presidente y el supuesto riesgo de que el líder político pueda pedir asilo en el país del norte y así evadir estas acusaciones.

Castillo enfrenta unos rumores de delitos de corrupción que lo vinculan a ascensos irregulares en las Fuerzas Armadas por presuntos pagos por promociones. Igualmente, al presidente perunao se le vincula desde hace meses con presuntos delitos de tráfico de influencias, organización criminal y colusión agravada que lo involucran a él, a su entorno político y familiar.

"Le he dicho a la fiscal que no formo parte de ninguna red criminal, voy a demostrar mi inocencia", dijo Castillo a los periodistas tras atender una citación en la Fiscalía de la Nación, Patricia Benavides. Sin embargo, el abogado del mandatario, Benji Espinoza, luego comunicó a los medios que su defendido ejercerá su derecho de no responder preguntas.

Las leyes peruanas evitan llevar a juicio a un presidente en el poder, pero no impiden que la fiscalía avance en las indagaciones, por lo que esto es un hecho inédito en la historia reciente del país. A este hecho, hay que recordar que los últimos 6 presidentes elegidos por voto popular en el Perú han sido condenados o acusados por corrupción.