Ad portas del Sudamericano Femenino Sub-20: la nueva sangre de las futbolistas latinoamericanas

Las diez selecciones ya están listas para enfrentar el primer torneo del calendario de la Conmebol

Las selecciones femeninas Sub-20 de Ecuador, Colombia, Venezuela, Perú, Bolivia, Brasil, Paraguay, Argentina, Uruguay y Chile ya están en territorio ecuatoriano para encarar la cita continental que iniciará el sábado, 13 de enero y finalizará el 31 del mismo mes, certamen que se realizará en las ciudades de Ambato, Ibarra y Riobamba. La competición premiará a las dos selecciones finalistas (campeón y subcampeón) con el cupo a la Copa Mundial Femenina de Fútbol Sub-20 de 2018 en Francia, que se realizará en agosto.

El Campeonato está formado por dos grupos, el A y el B, cuyas selecciones fueron escogidas en un sorteo realizado en Quito en diciembre del año pasado. El Grupo A está compuesto por las selecciones de: Ecuador (anfitrión) Argentina, Colombia, Paraguay y Perú; y el Grupo B por: Bolivia, Brasil, Chile, Uruguay y Venezuela. Los dos primeros equipos de cada grupo avanzarán a un cuadrangular final, de todos contra todos y los dos primeros,serán los que obtengan el tiquete para el Mundial de Francia.

Lo que ha dicho la historia

Siete Campeonatos Sudamericanos Sub-20 Femeninos se han celebrado desde 2004, sin contar el de este año. La Selección de Brasil es la eterna reina del torneo, pues ha sido campeona en todas las ediciones. La última edición la de 2015, tuvo a Venezuela como subcampeona; Colombia en tercer lugar;  Argentina en la cuarta posición.

A priori, las dos selecciones más fuertes son Brasil y Venezuela. La volante Victoria Albuquerque, número 10 en su espalda, y la delantera Geyse, del Madrid Club de Fútbol Femenino, son las abanderadas de Brasil para continuar la senda victoriosa de la Verde-Amarela en el torneo.

De parte de Venezuela, el talento recaerá sobre la delantera Deyna Castellanos, una de las mejores jugadoras del mundo Sub-20 y la mejor jugadora Sub-17 del año pasado. Castellanos lideró a la Vinotinto al primer lugar en el Sudamericano Sub-17 de 2016, con 12 goles en siete partidos, y al cuarto lugar en la Copa Mundial de Fútbol Sub-17 de 2016, con cinco anotaciones en seis encuentros. “Hemos entrenado lo más fuerte que hemos podido y eso se reconoce y se aplaude. Hemos hecho el proceso de altura de la mejor manera”, afirmó la delantera venezolana. “La idea principal de todo el grupo es clasificarse a Francia y, por supuesto, el objetivo es quedar campeonas”.

Entre tanto, las selecciones de Colombia y Argentina, que sobre el papel tienen también selecciones de buen nivel, prefieren tener un perfil más bajo, y miran el torneo como un duro y exigente preparativo que formará jugadoras para alimentar las selecciones de mayores, que es el objetivo de estas categorías juveniles.  “Estos procesos, los juveniles, no son de meses, son de años porque se van renovando las categorías, y son el futuro de la Selección mayor (…) que tras cuatro o cinco años muchas de estas chicas puedan llegar a ser parte del seleccionado”, afirmó Carlos Borello, director técnico de la Selección Argentina.

 

 

Latin American Post | Juan Felipe Guerrero

Copy edited by Susana Cicchetto

 

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…