fbpx

Brasil: Bolsonaro vs Haddad ¿Quién llegará ocupar la presidencia?

Falta menos de 15 días para las elecciones presidenciales en Brasil, pero el panorama político es confuso

Brasil: Bolsonaro vs Haddad ¿Quién llegará ocupar la presidencia?

“Preferiría que mi hijo muera en un accidente a que llegue a casa con un tipo que tiene bigote”. "Yo no soy violador, pero si lo fuera, no la violaría, porque no lo merece, porque ella es muy fea". “Los afro descendientes no hacen nada, creo que ni como reproductores sirven más”. Comentarios como estos y otros por el estilo dichos a algunos medios de comunicación, durante su vida pública y política, convierten hoy a Jair Bolsonaro en el candidato a la presidencia de Brasil más controversial, y quién tiene mayor oportunidad de pasar a segunda vuelta. ¿Será el presidente de Brasil un político de ultraderecha que ha demostrado ser homofóbico, racista y machista o será el elegido de Lula Da Silva?

Read in english: Brazil: Who will be the next president?

El próximo 7 de octubre el pueblo brasileño elegirá su presidente 2019 – 2023 y las opiniones están divididas. Según el Instituto de Investigaciones Datafolha para el 17 de septiembre Bolsonaro alcanzó 28% en su intención de voto y Haddad- el candidato que puso Lula Da Silva como remplazo tras no poder ser candidato a la presidencia- finalmente superó a Ciro Gomes del Partido Democrático Laborista (PDT) con un 17% de intención de voto.

Estas cifras son producto de un sube y baja de porcentajes de los últimos meses, resultado de la inestabilidad de la clase política brasileña. Para el mes de julio, Lula Da Silva lideraba las encuestas rotundamente y en segundo lugar estaba Bolsonaro. Sin embargo, ahora que el ex mandatario asumió que desde la prisión no puede dirigir Brasil y, presentó su renuncia a la candidatura para apoyar a Haddad, las cosas cambiaron. Bolsonaro se disparó automáticamente al primer lugar en la encuestas y Haddad subió de un 4% a un 17% de intención de voto.

Lea también: ¿Qué temas deberían tratarse en la Asamblea General de la ONU? 

Para los seguidores de Lula Da Silva el candidato del PT, elegido en 2012 alcalde de Sao Pablo, va a seguir subiendo en las encuestas y recuperará la intención de voto que alguna vez acumuló el ídolo político. Incluso, desde la candidatura de Haddad circula en Twitter una etiqueta en portugués: #HaddadÉLula con el fin de promover la idea de que ambos políticos representan los mismos ideales. Sin embargo, Haddad no es para el pueblo lo que en su época simbolizó Lula Da Silva, un dirigente que no nació en cuna de oro y luchó por la admiración de millones de brasileños, pues el miembro del PT tiene una privilegiada formación académica y no es de origen humilde como su protector. 

 

 

No obstante, hay que reconocer que aún Bolsonaro lleva la delantera por un gran porcentaje. El ultraderechista tiene de su lado un gran sector religioso gracias a su no rotundo al aborto. Además, una gran parte de los brasileños lo considera capaz de disminuir la inseguridad en el país, a través de drásticas medidas sobre el control de armas. El ex capitán del ejército despierta sentimientos de adoración y de rechazo, incluso la opinión pública internacional lo denominó “Trump brasileño”.

Entre las críticas al polémico aspirante presidencial está su falta de experiencia política, pues aunque tuvo cargos públicos nunca tuvo uno de elección popular o alto rango. También, los defensores de las minorías reclaman a Bolsonaro el querer eliminar las reservas y asentamientos indígenas.

 

¿Cuál es el escenario para la segunda vuelta?

Aunque las encuestas son inestables, se puede augurar que a la segunda vuelta van directo Bolsonaro y Haddad lo que dejaría por fuera a Ciro Gomes, quién fue en algún momento la única posibilidad, según el Instituto Datafolha, de derrotar a Bolsonaro en la segunda vuelta. Ahora este escenario sugiere una votación muy reñida entre los dos candidatos, quienes tienen gran número de detractores y admiradores. ¿Qué tan positivo resulta que aproximadamente la mitad de un pueblo rechace su gobernante? ¿Incrementa el poder de la oposición para lograr un país más democrático o deja a millones de ciudadanos que no se sienten representados?, son algunas preguntas que deben plantearse los brasileños antes de las elecciones. Lo cierto es que de ser este el panorama de la segunda vuelta, Brasil se enfrentará a un fuerte debate político parecido al que hubo en Colombia después de la primera vuelta 2018 entre Iván Duque y Gustavo Petro.

 

LatinAmerican Post I Lina Vargas Vega 

Copy edited by Laura Viviana Guevara Muñoz

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…