fbpx

¡El VAR llegó a la Champions League! ¿Por qué demoró tanto?

El VAR sigue dando pasos agigantados para incorporarse a todos los torneos que organice la FIFA y sus afiliados

¡El VAR llegó a la Champions League! ¿Por qué demoró tanto?

El Video Assistant Referee (VAR) gana cada vez más espacio en el fútbol, a pesar de que a muchos especialistas del mundo balompié no termina de convencer. Lo cierto es que hay que acostumbrarse porque hoy, finales de 2018, son más los torneos que lo utilizan. Además, ya se anunció que para la próxima edición del máximo torneo de clubes de Europa, la Champions League, también será usado. Yo ya me había preguntado: ¿si el VAR es la solución para que la justicia sea más precisa, entonces porque no está en la Champions?

Read in english: The VAR takes over the Champions League! Why did it take so long?

El anuncio hecho a finales de septiembre genera mucha expectativa. El presidente de la UEFA, el esloveno Aleksander Ceferin, ya manifestó que la premura en anunciarlo tiene que ver con contar con más tiempo para poder preparar a los árbitros hacia partidos tan importantes.

Imposible no preguntarse qué hubiera pasado entonces en el Real Madrid vs Bayern Múnich en los cuartos de final de la edición 2016-17. O en aquella goleada increíble 6-1 del Barcelona frente al PSG ese mismo año. Posiblemente con el VAR la historia hubiera sido otra. Lo cierto es que el objetivo es evitar errores que cambien injustamente el destino de un compromiso, sobre todo en las fases finales.

Pero de todos modos repasemos las cuatro situaciones que son establecidas como propicias para utilizar el VAR: cuando el árbitro se equivoque o dude en goles marcados, penales, tarjeta roja (cuando es directa) y finalmente, en la identidad de un jugador amonestado o expulsado.

¿Recuerdan la falta (para algunos sí y para otros no) de Mehdi Benatia a Cristiano Ronaldo en el partido de vuelta de los cuartos de final de la pasada edición en el Santiago Bernabéu? Estoy seguro de que con el VAR la decisión que se hubiera tomado (penal o no) habría generado tranquilidad y menos reclamo en el corto plazo. Quizá se hubiera evitado también la expulsión de Gianluigi Buffon.

Incursión paulatina

La UEFA al menos ha sido inteligente en incorporar por partes este nuevo elemento a sus competiciones. Esto es algo que quizá pudo verse como prematuro de la FIFA, que decidió incluirlo en el pasado mundial de Rusia 2018, aún cuando tuvo un resultado bastante positivo en la máxima competición de naciones.

En el caso de las principales ligas europeas, la Serie A de Italia, la Bundesliga de Alemania y la Ligue 1 de Francia, en ese orden cronológico, la han ido incorporando con relativo éxito. Sobre todo en Italia, pues en Alemania ha habido algunas críticas por deficientes utilizaciones del recurso.

Recién en esta temporada que acaba de arrancar, la 18-19, fue que la Liga de España le abrió las puertas; pero todavía se le resiste la que para muchos es la Liga más importante del viejo continente y del mundo: la Premier League. Atención, que ya el VAR venció la resistencia de otras competiciones inglesas como la FA Cup y la Carabao Cup, que sí la implementan.

Como se puede apreciar, la inclusión en la Champions League solo será el siguiente paso. Pues muy posiblemente el organismo que administra el fútbol europeo le de carácter operativo en la Supercopa de Europa de 2019, la fase final de la itinerante Eurocopa de 2020, la naciente Liga de Europa en la temporada 2020-21 y en la fase final de la Nations League en 2021. Por donde usted quiera mirar, se encontrará con el VAR.  Hay que acostumbrarse si es que ya no lo está.

 

Conclusiones

Una vez utilizado en el máximo torneo de este deporte: el Mundial, es difícil pensar que el resto de competiciones tanto de selecciones como de clubes, no lo implementarán en el corto o mediano plazo. Al menos en Europa, que es del continente que hoy estamos hablando por la decisión en torno a la Champions League.

Ahora bien, parece sensato el año de preparación que mencionó Ceferin para que sus árbitros colegiados estén óptimos en decisiones de equipos grandes. No es lo mismo usar el VAR en un Panamá vs Túnez, que en un Real Madrid contra Manchester United, por ejemplo. Ese era uno de los miedos del mundo del fútbol antes de Rusia 2018. ¿Le irán a aplicar VAR a Brasil, Alemania, Argentina o España si esa decisión los deja fuera de la copa?.

Afortunadamente, el video arbitraje funcionó bastante bien y generó pocas quejas en aficionados, futbolistas y dirigentes en la pasada Copa del Mundo. Ese debe ser un buen punto de partida para la Champions League y lo que este torneo implica en el mundo, sobre todo por los intereses de los grandes clubes de siempre.

Si ya la decisión es irreversible, y en los más escépticos necesitará un poco más de tiempo para ser aceptada, entonces que se aplique bien. Creo que la UEFA va por el camino correcto con la incorporación paulatina, los ejemplos previos de competiciones referentes en lo que ha funcionado y preparación a largo plazo de los árbitros.

¿Porqué no lo habían utilizado antes? Quizá estaban esperando los resultados de este sistema en otras competiciones, la Champions League no es cualquier cosa. Solo falta que los clubes se acoplen en los torneos europeos y que una vez más no prime el interés del grande sobre el chico, para que el VAR sea un éxito en Europa. ¿Tendremos un fútbol más justo? Eso esperamos todos.

 

LatinAmerican Post | Onofre Zambrano

 

* La opinión del redactor no representa la del medio

 

Escucha éste artículo


We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…