fbpx

Venezuela: La alternativa de estudiantes latinoamericanos

Escucha éste artículo


El ofrecimiento de 20.000 becas a universitarios colombianos contrasta con la crisis de este país y las inconformidades que manifiestan los estudiantes venezolanos

Venezuela: La alternativa de estudiantes latinoamericanos

Mientras que en Colombia se cumplen cerca de 50 días de protestas estudiantiles, reclamando por la financiación de la educación pública y exigiendo garantías al gobierno de Iván Duque; el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ofreció recientemente a esos mismos estudiantes que hoy protestan en Colombia, un paquete de 20.000 becas para que vayan a estudiar a las universidades venezolanas.

Read in english: Venezuela: The alternative of Latin American students

“20.000 jóvenes universitarios de Colombia, que vengan a estudiar, tenemos cómo atenderlos. Son 20.000 cupos universitarios para que vengan a estudiar medicina, ingeniería, agronomía, astronomía, derecho, administración, economía o lo que quieran estudiar”, señaló Maduro, como relata la cadena de noticias TeleSUR.

Pero ¿qué hay detrás del ofrecimiento de Maduro? ¿por qué lo hace en un momento de crisis, cuando se han denunciado carencias en las universidades venezolanas e inconformidades por parte de estudiantes y graduados de esas instituciones?

Lea también: Conoce las razones de la baja popularidad de Iván Duque

Los problemas de la educación en Venezuela:

Inconformidades con las asignaciones presupuestales, carencias en insumos y dotaciones para clases y programas académicos, reducción de las nóminas de docentes, entre otras, son algunas de las dificultades que vive actualmente la educación en Venezuela, todo como consecuencia de la inflación y la crisis económica que día a día se agudiza.

“Desde hace unos años la situación de la educación en el país ha venido desmejorando. Los programas educativos desmejoraron muchísimo, hay altos índices de deserción escolar y la nómina de profesores se ha reducido, pues muchos de ellos han renunciado porque se han ido del país, y esto ha agravado la situación. En Venezuela hay muchas universidades públicas de muy alto nivel, pero el presupuesto para estas universidades se ha reducido cada año y el gobierno no destina los recursos que tiene que destinar”, explicó Adriana Pirela, Bióloga de la Universidad de los Andes en Mérida (Venezuela), en la emisora Uniminuto Radio.

Pirela aseguró que tras el aumento salarial que el presidente Maduro decretó semanas atrás, se han realizado protestas en ciudades como Mérida y Caracas, entre otras, exigiendo el pago de esos salarios. Sin embargo, indicó que las universidades no dan abasto para poder cumplir con estos pagos, más allá de lo decretado por Maduro.

“La otra situación es que muchas materias de diferentes carreras han cerrado por completo porque no hay insumos para mantenerlas abiertas, sobre todo las materias que son de laboratorio en carreras como medicina, ciencia y enfermería. A esto se suma que muchos profesores se han ido, como sucedió en la Universidad Simón Bolívar, que ha perdido más del 40% de sus profesores. Aparte, las universidades actualmente tienen amenaza de ser cerradas, hay universidades con más de 200 años de historia que hoy pueden ser clausuradas, mientras el gobierno amenaza con intervenirlas, a pesar de su autonomía universitaria”, agregó Pirela.

Quizá le interese leer: Venezuela está advertida: no se descarta la intervención militar

Los extranjeros que van a estudiar a Venezuela

Desde mucho antes de que Nicolás Maduro ofreciera las 20.000 becas a los estudiantes colombianos, Venezuela ya era un destino de mucho interés para estudiantes no sólo de Colombia, sino de otros países como Ecuador. A diferencia de Colombia, en Venezuela la educación es pública y gratuita desde 1870, y aún con la crisis y los problemas ya mencionados, los estudiantes de ambos países se sienten atraídos por las universidades venezolanas por dos razones: la calidad de la formación y los costos, pues estos son mucho más baratos a comparación de sus países.

Profesionales de Colombia y Ecuador, interesados en cursos de cuarto y quinto nivel académico (postgrados que van desde especializaciones hasta doctorados), hallan en las universidades públicas de Venezuela una combinación perfecta: matrícula muy económica y calidad en la educación, a pesar de la crisis. Los cursantes de doctorados pagan en la LUZ (Universidad del Zulia) USD 1.500 cada semestre, la inscripción les cuesta USD 500 y a eso le suman gastos de vuelos, hospedaje, alimentación y transporte cada vez que viajan a Maracaibo: unos USD 1.000 en total”, señala BBC Mundo.

BBC Mundo explica que, a comparación con lo que un estudiante colombiano puede gastar en su formación de postgrado, en Venezuela invierte un total máximo de USD 8.000, mientras que en Colombia la cifra puede llegar a los USD 40.000. Igualmente, otro factor clave es el alto nivel de formación de los profesores que dictan las clases en esas universidades.

Otro aspecto importante de la presencia de estudiantes extranjeros en las universidades venezolanas es el apoyo que estas instituciones tienen para su sostenimiento, entendiendo que los problemas de financiación están vigentes y que al depender directamente del Estado venezolano, sus recursos se ven limitados por causa de la crisis económica:

“La experiencia ha sido también económicamente beneficiosa para la Universidad del Zulia, una institución centenaria que depende del Estado venezolano y cuyas autoridades se quejan de un déficit presupuestario. Los ingresos por estudios de postgrados permiten a las facultades de la universidad reparar su infraestructura, pagar salarios a los docentes o adquirir equipos”, destaca BBC Mundo en su artículo.

Aunque el auge de estudiantes extranjeros en las universidades de Venezuela es algo viable y beneficioso para ambas partes, esta también es una consecuencia de la crisis que sufre este país, que cada día se agudiza y que también afecta la educación pública. Esa ‘bonanza’ que abarata costos educativos y las becas ofrecidas por Maduro, podría interpretarse como una forma de desviar la atención de críticas y los problemas actuales de Venezuela.

 

LatinAmerican Post | Samuel Augusto Gallego Suárez

Copy edited by Laura Viviana Guevara Muñoz

E-Learning

Follow Us

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…