fbpx

Colombia le dijo NO a la caza deportiva

Escucha este artículo

 

Aunque esta actividad tiene “fines recreativos”, la Corte Constitucional consideró que la caza deportiva es maltrato animal

Colombia le dijo NO a la caza deportiva

Con un fulminante fallo, el 6 de febrero del presente año, la Corte Constitucional de Colombia declaró inconstitucional las normas que permitían la caza deportiva en el país. Tras estudiar la demanda de la ambientalista Laura Juliana Santacoloma, la Corte falló que la caza deportiva no será legal. La votación fue de 7 a 2.

Read in english: Colombia said NO to sport hunting

De acuerdo con declaraciones entregadas por el magistrado Antonio José Lizarazo, “no es constitucionalmente admisible matar o maltratar animales con el único propósito de la recreación, con la única finalidad de la recreación, porque eso es incompatible con la obligación o el mandato constitucional de la protección del ambiente, de la cual forma parte los otros seres vivos, los otros seres sintientes”.

Esta nueva norma entrará en vigencia dentro de un año. A partir de la fecha, quienes practiquen la caza deportiva podrían ser penalizados al incurrir en una actividad inconstitucional. Las penas que se aplicarán son las que están contempladas en el Código Penal por maltrato animal.

En la actualidad, de acuerdo con Semana, son mil personas quienes se encuentran acreditadas para llevar a cabo este “deporte”. Para ejercer esta actividad, los “deportistas” deben estar inscritos en la Federación Colombiana de Tiro y Caza Deportiva, contar con licencia y pagar una membresía anual de $ 600.000 COP.

Desde 2020, las especies que se dejarían de cazar son:

  • Pato barraquete
  • Pato pisingo
  • Perdiz común
  • Torcaza
  • Paloma silvestre
  • Venado colablanca

Por el momento, la pesca deportiva seguirá siendo legal pues la Corte no se pronunció al respecto.

La decisión no fue bien recibida

La decisión generó polémica en distintos sectores de la nación cafetera, pues en el gobierno anterior se solicitó no prohibir la caza. En ese momento, el Ministerio de Ambiente y la Agencia Jurídica afirmaron que el hecho de que esta actividad no fuera socialmente aceptada, no implicaba que fuera inconstitucional.

Lea también: ¡No más caza deportiva!

Sin embargo, en declaraciones extemporáneas mientras se estudiaba la demanda, el Ministerio de Ambiente en compañía de otras carteras como la de Salud, Agricultura, entre otras, bajo el mando de Iván Duque emitieron un comunicado en el que rechazan la caza al considerar que solo hay diversión para los cazadores y sufrimiento para los animales.

La decisión contó con la aprobación de la Procuraduría, ya que, por una parte, permitir que esta actividad se pueda seguir ejerciendo de forma legal va en contravía de los avances medioambientales que ha dado el país. Por otra parte, la caza permite la mutilación de animales y dejarlos heridos, lo que aumenta el sufrimiento de estos seres.

Este es otro paso en el reconocimiento de los animales como seres sintientes y no como recursos para la diversión humana.

 

LatinAmerican Post | Marcela Peñaloza

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…