fbpx

¿Por qué fracasaron Los Angeles Lakers en la temporada 18-19?

Escucha este artículo

 

Por primera vez en 15 años, LeBron James no jugará en la postemporada, ya que el primer año con él de lider no generó los resultados esperados

¿Por qué fracasaron Los Ángeles Lakers en la temporada 18-19?

Como suele ocurrir en casos como estos, con la virtual eliminación de los playoffs de Los Ángeles Lakers, a falta de poco más de 10 partidos de calendario regular, el entorno del baloncesto actualmente se esmera en precisar y señalar con el dedo a los responsables de este desastre californiano, pese a la adición de LeBron James.

En LatinAmerican Post nos sumamos al ejercicio que ya han hechos algunos medios sobre el tema: precisar qué fue lo que pasó con el conjunto angelino. Blog de Basket, por ejemplo, aclara que el primer señalado es el entrenador, Luke Walton, quien es acusado de falta de carácter y de tener una relación tensa con varios jugadores. A menos que haya sorpresas, no será el coach del equipo en la próxima campaña.  

Read in english: Why did the Los Angeles Lakers fail in season 18-19?

Otros que están en la lista de responsables son los talentos jóvenes del equipo como Brandom Ingram, Lonzo Ball y compañía, quienes no han tomado el rol protagónico que de ellos se esperaba en partidos claves, de alta tensión y cabeza fría.

Por supuesto, James también entra en esa nada halagadora lista, aunque con solo revisar sus números es evidente que es quien menos se merece esa responsabilidad. Este hombre fue el líder anotador del club en más de la mitad de los partidos y más de la mitad de las victorias, y sobrepasó el récord anotador en la historia de Michael Jordan. Además, acumulaba 13 temporadas consecutivas llegando a los playoffs, incluyendo ocho finales en sucesión y con dos equipos diferentes, por lo que no debería ser mencionado dentro de un proyecto fracasado.

Según el portal de la NBA, lo cierto es que, por primera vez desde la zafra 2004-05, James no jugará playoffs, algo que solo le ha ocurrido en sus dos primeras campañas con los Cleveland Cavs. De resto, siempre estuvo tanto con Cleveland (en sus dos etapas) como en Miami. También jugó las últimas 8 finales de liga, de las que ganó 3.

En conclusión, la mala racha de los Lakers sin jugar postemporada (desde el 2013) prevaleció sobre la de LeBron jugando etapas decisivas y ganando varias de ellas. De todos modos, agrega Blog de Basket, este nuevo fracaso no hace más que hilvanarse con lo mal que viene haciendo las cosas la gerencia del equipo desde hace más de un quinquenio.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Los Angeles Lakers (@lakers) on

 

La gerencia de Magic Johnson

El título de 2010 marcó de alguna manera el fin de la exitosa era de Kobe Bryant y Pau Gasol, que quedó tras el retiro de Shaquille 0’ Neal, y que inició inevitablemente la década más negra en la historia de la franquicia.

Esta tortuosa década, está claro, no tiene nada que ver con Walton, ni con los jóvenes y mucho menos con James. Más bien está directamente vinculada a la oficina, esa que dirige la gloria del baloncesto norteamericano: Earvin ‘Magic’ Johnson junto a Rob PelinkaBlog de Basket asegura que los Lakers son el equipo con más derrotas en liga desde la campaña 2013 con 320, incluso por delante de franquicias con menos obligación como New York Knicks (317), Orlando Magic (309) y Phoenix Suns (307).

Las primeras equivocaciones están relacionadas con los jugadores que han dejado ir. Nombres rendidores en la liga y con cierta experiencia como Julius Randle, figura hoy de los New Orleans Pelicans, el experimentado Brook López de buena campaña en los Milwaukee Bucks, y especialmente D´Angelo Russell, líder indiscutible de los sorpresivos y hasta ahora clasificados Brooklyn Nets, se han marchado por la puerta trasera del club.

Para el Blog del Basket, la segunda equivocación tiene que ver con el draft. No han podido obtener beneficios de sus escogencias, pese a que estas han sido las segundas mejores rankeadas en 3 de los últimos 4 años, por lo que parecieran no tener idea de cómo construir un equipo competitivo. Peor aún, jugadores élite para acompañar a Lebron como Kawhi Leonard, Paul George, Kevin Durant o Anthony Davis no muestran ningún interés en ir a jugar al Staples Center.

Para muchos incluso LeBron James debería dar por finalizada la temporada y sentarse lo que resta de curso. El jugador ha rechazado esto, de momento, pues como explica ESPN los Lakers tienen el duodécimo peor récord de la NBA, pero solo 4 juegos por delante del octavo peor. En conclusión, eso significa que en lo deportivo no hay avances significativos con respecto a las campañas precedentes.

Johnson y Pelika, sin embargo, aún pueden remendar sus errores sí logran el espacio salarial que necesitaban para la venidera campaña, al no traer ninguna otra figura para acompañar a James. Quizá hubo exceso de confianza pensando que con los jugadores que tenían les alcanzaba para al menos jugar la primera ronda de postemporada, que era el objetivo claro para esta 2018-19.

Lea también: Los Lakers van por lo mejor de lo mejor

Los días en que todo acabó

La página de la NBA refiere que los californianos recibieron dos golpes consecutivos difíciles de recuperar ante Los Angeles Clippers y luego ante Boston Celtics. La derrota, ante su rival directo y vecino, los colocó a 5.5 partidos de distancia en ese momento y con 18 juegos por disputar, muy contrario al 3.5 que hubiese sido, en caso de haber ganado.

A su vez, El País de España informó que el traspié definitivo y en casa fue la derrota 107-120 ante Boston. El triple doble de James, con 30 puntos, 10 rebotes y 12 asistencias, no sirvió de nada, pues realmente presentaron un equipo muy debilitado con las bajas de su núcleo joven, Brandon Ingram, Lonzo Ball, Kyle Kuzma y Lance Stephenson.

A todos los factores ya mencionados, hay que agregar que las lesiones en el equipo estuvieron a la orden del día, incluso la de James por 17 partidos, y eso hizo más dificil la clasificación. “Es duro y difícil, pero sabía en lo que me embarcaba. Estuvimos lesionados varios al mismo tiempo y eso afectó al equipo”, dijo el propio LeBron.

 

LatinAmerican Post | Onofre Zambrano

Copy edited by Juan Gabriel Bocanegra

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…