fbpx

¿No más Guaidó? Esta decisión lo alejaría de la política

Escucha este artículo


En una decisión anunciada por el controlador de Venezuela, Juan Guaidó no podría ejercer cargos públicos por 15 años

¿No más Guaidó? Esta decisión lo alejaría de la política

El régimen venezolano dio un ultimátum el día de ayer para tratar de contener la influencia del autoproclamado presidente Juan Guaidó. Elvis Amoroso, contralor general de Venezuela, anunció la inhabilitación por 15 años de las funciones de Guaidó. Dentro de las razones de esta institución se encuentran “los hallazgos detectados durante la sustanciación del procedimiento y los hechos evidenciados hacen presumir la comisión de tipos penales por parte de Juan Guaidó, los cuales han perjudicado al pueblo venezolano y al patrimonio público, creando un daño a la paz social, a la estabilidad democrática y al orden constitucional”. 

Read in english: The end of Guaidó: this decision would distance him from politics

Principalmente, Amoroso se refirió a la situación de los más de 90 viajes al exterior de Guaidó desde 2015 (con un costo superior a los 310 millones de bolívares), costo que aún no ha sido aclarado. Además, el contralor anunció que las sanciones impuestas no “tienen nada que ver con la situación actual del país” y pidió “a los organismos internacionales que no se solidaricen automáticamente con el dirigente de Voluntad Popular, que pasen antes por la Contraloría y averigüen’”. 

Si bien Amoroso no precisó una fecha exacta para la inhabilitación de Guaidó y pidió que tanto los organismos como los países no intervinieran en la situación, sus declaraciones suscitaron el debate internacional. 

Para el presidente interino, las declaraciones del contralor son una “farsa” y afirmó que la inhabilitación no existe porque no hay contralor, “no existe un contralor, no existe una inhabilitación, el Parlamento venezolano es el único que puede designar un contralor”, haciendo referencia al nombramiento de Amoroso por parte de la Asamblea Nacional Constituyente y no por el ente encargado: la Asamblea Nacional, de acuerdo con EFE. 

Quizá le interese leer: Maduro y el cambio de gabinete en tiempos de crisis 

¿Tiene validez la sanción?

Según varios expertos, las medidas de la oposición son “desesperadas” pues para Nicolás Maduro es una forma de demostrar que todavía tiene el poder del país, como lo explica El Tiempo. 

Para el abogado constitucionalista, y en diálogo con el mismo medio, Luis Salamanca, se trata de una lucha de poderes en donde Guaidó “tiene demasiado poder por el hecho de ser presidente de la Asamblea, pero sobre todo por contar con el apoyo internacional en cabeza de EE. UU. y Maduro sigue teniendo el control de casi todas las instituciones del país y del Ejército”. 

Además, Guaidó tiene una protección parlamentaria, al ser esta institución la encargada de regular que el desarrollo laboral de un funcionario no se vea afectado por este tipo de decisiones. “El proceso no se ajusta a la Constitución ya que un contralor no tiene capacidad para inhabilitar políticamente a un funcionario público en Venezuela”, de acuerdo con José Vicente Haro, abogado constitucionalista, en declaraciones dadas a CNN. 

No obstante, para el diputado de la Asamblea Nacional en el exilio, Julio Borges y por medio de su cuenta de Twitter, manifestó que la decisión del régimen demuestra que “Nicolás Maduro no quiere elecciones libres”. Lo anterior es secundado por Haro, quien en diálogo con El Nacional, manifestó que, puede que “en los próximos días se emita un oficio dirigido al Consejo Nacional Electoral para que el organismo emita un código en su registro electoral con la intención de que Guaidó no pueda postularse como candidato a unos próximos comicios”.

La respuesta internacional

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, anunció en su cuenta de Twitter, que se desconoce “todas las actuaciones ilegales de la dictadura usurpadora de Nicolás Maduro”. 

Además, Estados Unidos calificó la acción como “absurda” y ridícula” de acuerdo con las declaraciones de Robert Palladino, portavoz del Departamento de Estado. España insistió en la realización de elecciones en Venezuela y tras la reunión del Grupo de Contacto Internacional (GCI), “condenaron la reciente decisión del contralor general de Venezuela de inhabilitar a Juan Guaidó  (...) ese tipo de decisiones menoscaban aún más los esfuerzos para conseguir una solución pacífica y democrática a la crisis en Venezuela”, según el mismo medio.

Entretanto, Juan Guaidó se concentró en presentar su Plan País, llamado “Operación Libertad”, el cual pretende recuperar el servicio de electricidad y demás servicios publicos, los cuales han sido intermitentes en casi toda Venezuela. 

 

LatinAmerican Post | Laura Viviana Guevara Muñoz
Copy edited by Marcela Peñaloza