fbpx

La guerra de las consolas: ¿quién ganó en esta generación?

Escucha este artículo


Microsoft y Sony ya han dado detalles acerca de sus nuevas consolas, una señal de que se acerca el fin para el PlayStation 4 y el Xbox One

La guerra de las consolas: ¿quién ganó en esta generación?

Esta semana vivimos el evento más grande de la industria de los videojuegos, el Electronic Entertainment Expo (mejor conocido como E3) en Los Ángeles, California. Ahí se reúnen los mayores fabricantes y desarrolladores de videojuegos para hacer los más grandes anuncios del año. Esta ocasión fue especial, porque se avecina una nueva generación de consolas, un acontecimiento que sacude a la industria cada tantos años.

Read in english: The gaming consoles war: who won in this generation?

Microsoft, al que pertenece la marca Xbox, anunció la consola que le seguirá al Xbox One. La consola, que tendrá el nombre de Project Scarlett mientras se encuentre en desarrollo, podrá correr todos los juegos con los que cuenta la biblioteca del Xbox One, lo que significa que los usuarios podrán importar los juegos que ya han comprado y continuar jugándolos en la nueva consola. Los controles del Xbox One también continuarán siendo compatibles, según reportes de The Verge.

“Es un salto más grande que el de cualquier generación anterior (…) desde la perspectiva de la capacidad de procesamiento, (Scarlett) es cuatro veces más poderoso que el Xbox One X”, aseguró Microsoft ante Variety. El resultado de Project Scarlett se lanzará el próximo año junto con Halo Infinite.

Sony, por su parte, no organizó una conferencia para E3, pero de igual forma aprovechó la coyuntura para revelar detalles acerca de lo que sería el PlayStation 5. Según reportes de la marca, el PlayStation 5 podría reproducir juegos en 8K y también será compatible con todos los juegos del PlayStation 4 (PS4).

Ambas consolas están construidas a partir del mismo hardware cortesía de AMD, una CPU de ocho núcleos con una unidad de procesamiento de gráficos basada en la actual Radeon Navi. Se espera que ambas consolas también reciban su lanzamiento el próximo año.

¿Quién ganó esta generación?

En comparación a la generación anterior a la actual, a la que pertenecen el PlayStation 3 y el Xbox 360, esta fue una generación relativamente corta. Hubo poco más de 6 años entre su anuncio inicial y el anuncio de la generación siguiente, mientras que el PlayStation 3 y el Xbox 360 estuvieron casi 9 años sin tener reemplazo anunciado.

En ese tiempo, Microsoft y Sony tuvieron un mano a mano en ventas, pues el otro principal competidor, Nintendo, trabajó con dos consolas, el Nintendo Switch y el Nintendo Wii U.

Viendo las ventas totales, reveladas en enero de este año, hay un claro ganador: PlayStation. La cuarta consola de Sony vendió 91,6 millones de unidades, y, según Forbes, bien podrían romper la barrera de los 100 millones durante sus últimos años cómo consola de última generación.

Lea también: ¿Mejor y más barato? Las compañías chinas que amenazan a Apple y Samsung

Esto significa que el PlayStation 4 vendió 30 millones de unidades más que su predecesor, el PlayStation 3, que es considerado por analistas de la industria como un relativo fracaso comercial. Sin embargo, aún se queda corto de los 105 millones de unidades vendidas del PlayStation original y más corto aún en comparación a los 155 millones que vendió el PlayStation 2. Bajo los más ambiciosos pronósticos, el PlayStation 4 podría convertirse en la tercera consola más vendida de todos los tiempos si llegara a superar los 119 millones que registró el GameBoy de Nintendo.

Xbox, por su parte, vendió apenas 42 millones de unidades desde su lanzamiento, cifras respetables, pero que palidecen frente a las que registró Sony. Todo parece indicar, incluso, que la más reciente consola de Nintendo, el Switch, lanzado apenas en 2016, podría superar las ventas del Xbox One durante este año.

 

LatinaAmerican Post | Pedro Bernal

Copy edited by Juan Gabriel Bocanegra

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…