fbpx

4 claves para ser un buen líder

El cambio de mentalidad puede mejorar el impacto y el alcance de los líderes, pero estas 4 habilidades muchas veces no son tomadas en cuenta.

Grupo de personas que tienen una reunión.

Grupo de personas que tienen una reunión. / Foto: Pexels

EurekAlert | Virginia Commonwealth University

Escucha este artículo


Read in english: There are some overlooked key attributes of effective leaders

En artículos publicados en los números más recientes de The Leadership Quarterly y Harvard Business Review, los profesores escriben que los esfuerzos de desarrollo de liderazgo tradicional pasan por alto este atributo de desarrollo específico que es fundamental para la forma en que los líderes piensan, aprenden y se comportan.

"Estas mentalidades son lentes de los líderes que organizan y procesan selectivamente la información de maneras únicas, guiándolos hacia las acciones y respuestas correspondientes", dijo Reina. “En otras palabras, la mentalidad dicta la información que los líderes toman y usan para entender y navegar las situaciones que encuentran. Simplemente, la mentalidad determina por qué y qué hacen los líderes".

Los autores identificaron cuatro series distintas de mentalidades que afectan la capacidad de los líderes para participar, navegar por el cambio y liderar de manera más efectiva: mentalidades de crecimiento constante vs. mentalidades fijas, mentalidades de aprendizaje vs. rendimiento, mentalidades deliberativas vs. implementativas y mentalidades de promoción vs. prevención.

Lea también: Las redes exclusivas para mujeres no empoderan a las empresarias

"Si las organizaciones quieren que su inversión en el desarrollo de liderazgo rinda más, es esencial que prioricen el desarrollo de mentalidad, específicamente al enfocarse en las mentalidades de crecimiento, aprendizaje, deliberación y promoción de líderes" , dijo Reina. "Si las organizaciones se centran y ayudan a los líderes a perfeccionar esta mentalidad, es mucho más probable que les den a sus líderes y a su organización el don de un desarrollo duradero y significativo".

Una mentalidad de crecimiento es la creencia de que las personas pueden cambiar sus talentos, habilidades e inteligencia, mientras que aquellos con una mentalidad fija no creen que las personas puedan cambiar.

Una mentalidad de aprendizaje implica estar motivado para aumentar la competencia y dominar algo nuevo. Una mentalidad de rendimiento implica estar motivado para obtener juicios favorables, o evitar juicios negativos, sobre la competencia de uno.

Lea también: Las estrategias de sostenibilidad son más exitosas cuando los gerentes creen en ellas

Los líderes con una mentalidad deliberativa tienen una mayor receptividad a todo tipo de información como una forma de asegurarse de que piensan y actúan de manera óptima. Los líderes con una mentalidad de implementación están más enfocados en la implementación de decisiones, lo que los cierra a ideas e información nuevas y diferentes.

Aquellos con una mentalidad de promoción se centran en ganar y ganar. Identifican un propósito específico, meta o destino y priorizan el progreso hacia él. Por el contrario, los líderes con mentalidad preventiva se centran en evitar pérdidas y prevenir problemas a toda costa.

La investigación tiene una variedad de implicaciones importantes que incluyen mejorar la autoconciencia de los líderes, mejorar la metacognición y la atención plena de los líderes, mejorar la efectividad del liderazgo y el desarrollo del liderazgo.

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…