fbpx

Colombia: ¿cómo se intenta regular la cocaína?

Iván Marulanda, senador y precandidato presidencial, propone una ley que busca regular la hoja de Coca y sus derivados.

Persona en un espacio con hoja de coca

En Colombia se propone una ley que busca regular la hoja de coca y sus derivados. / Foto: Reuters

Latin American Post | Santiago Gómez Hernández

Escucha este artículo


Read in english: Colombia: how do you try to regulate cocaine?

Colombia, según estimaciones de la Casa Blanca, tiene 212.000 hectáreas de hoja de coca y  produce 951 toneladas de cocaína al año. Esto lo convierte en el principal (y por mucho) exportador de este narcótico en el mundo (90% del mercado, aproximadamente).

A pesar de los costosísimos programas de erradicación de la Coca y de la sangrienta guerra contra las drogas, declarada desde la administración Richard Nixon, la producción alcanza niveles récord y no se vislumbra una solución cercana.

Este semestre, el senador por el Partido Verde, propuso un proyecto de Ley que busca darle otro enfoque a esa lucha contra las drogas regular el cultivo de la hoja de Coca y sus derivados.

De acuerdo con Marulanda, el Estado debe comprar toda la producción de hoja de Coca que hay en estos momentos. "Se trata es de quitarle el negocio a los narcotraficantes. Los narcos están produciendo el 90% de la cocaína en el mundo, la producen en Colombia. La producen carteles de la droga mexicanos y colombianos en territorio colombiano. Entonces es quitarles ese negocio", afirmó el congresista.

Al parecer, las matemáticas lo hacen viable. El político estima que "los planes de erradicación en Colombia, hoy valen 4 billones de pesos al año [USD 1.178'000.000] . Infructuosos, fracasados, además que son un campo de batalla. Y comprar la hoja de Coca de todas esas 200 mil hectáreas cuesta 2.6 billones de pesos [USD 765'000.000]. Mucho menos de los que cuestan los planes de erradicación". 

Además de los posibles beneficios fiscales, el precandidato presidencial destaca otro aspecto: "integraría a la institucionalidad democrática a 250 mil familias que viven del cultivo de la Hoja de Coca. Que son perseguidas porque son cultivos ilegales. Entonces esas familias hoy no tienen protección del Estado, sino todo lo contrario, son hostigadas por el Estado y perseguidas entonces se intenta (...) si se aprueba (el proyecto) por el contrario, las va a proteger y les va a hacer inversión en electrificación,  salud pública, en Educación, en vías terciarias, en asistencia técnica, en créditos de fomento para que pueda establecerse como familias normales en sus actividades productivas en el Campo".

En diálogo con Latin American Post, Marulanda explica que luego de comprar toda la hoja de Coca, esta tendrá 3 posibles fines:

1. Materia prima para industrias ancestrales que utilicen la hoja de coca para productos no psicoactivos.

2.  Producción de Cocaína que irá al consumo interno. Regular su venta, por parte del Estado y que tenga acompañamiento médico.

3. Fabricación de abonos y compostaje.

Lea también: Iván Marulanda: Colombia debe restablecer relaciones con Maduro

Marulanda cree que si el Estado se encarga de suministrar la cocaína a los consumidores (2% de la población de entre 12 y 65 años, según el Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas), estos tendrían menos riesgos sanitarios y combatiría el mercado ilegal. Las "redes de microtráfico, que están llevando cocaína a las Escuelas, a los colegios, a las universidades a los campos deportivos, a los parque s a los bares y discotecas. Además una cocaína pésima, de pésima calidad, porque está mezclada con otro tipo de químicos dañinos para la salud." 

Educación al consumidor

Otro aspecto clave que resalta el senador es que con la regulación de la venta de la Cocaína, los consumidores estarán expuestos a menos riesgo de morir por sobredosis y de tener una asistencia médica oportuna. Cada persona que desee obtener esta sustancia de forma legal, deberá ir primero al médico para que este se la recete.

El consumidor,  deberá ir al médico para que le recete esa dosis personal, al igual de que va para que le recete una droga para un dolor que no venden en la farmacia, sino con receta médica. Así se tendrá control y registro de la droga que consume, de la cantidad y la forma en que lo hace. Adicionalmente, se concientizará el consumo responsable con campañas pedagógicas a los ya consumidores.

"A partir del escenario de regulación, ya es posible hacer promoción educativa para enseñarle a la gente las consecuencias que tiene la cocaína, para evitar que caigan personas en la dependencia  de ese consumo. Ya puede hacerse un tratamiento civilizado de consumo. Decir que hace daño y que, si igual usted quiere consumir, consúmalo de tal manera, y tener estos procedimientos. Sacarlo de la clandestinidad", apunta Marulanda.

Nuevas hectáreas

En el proyecto que propone el congresista, el Gobierno solo comprará la hoja de Coca de las hectáreas ya existentes. Cualquier otro nuevo cultivo será perseguido y erradicado.

"No se puede erradicar 200 mil hectáreas de Coca, pero si a parte aparecen 10 por acá y 100  por allá... esas sí se pueden erradicar. Colombia tiene la capacidad represiva de erradicar un pequeño número de hectáreas", explicó .