fbpx

Framing Britney Spears: el documental que explora la conflictiva carrera de la princesa del pop

El documental de Britney Spears nos muestra por qué se trata de una de las artistas más talentosas de toda la historia, pero también una de las más polémicas.

Britney Spears durante un concierto

El documental relata la vida de la reconocida artista y las controversias donde estuvo involucrada. Foto: Wikimedia-loveyousave

LatinAmerican Post | Ariel Cipolla

Escucha este artículo


Read in english: Framing Britney Spears: the documentary that explores the troubled career of the pop princess

Hablar de Britney Spears implica, inevitablemente, hacer referencia a dos palabras: talento y polémica. Nadie puede dudar que estamos describiendo a una de las mejores y más icónicas cantantes del pop del Siglo XXI, la cual, desde muy pequeña, supo revolucionar el mundo con canciones que marcaron una época y que todavía siguen vigentes en la industria musical.

Justamente, Framing Britney Spears es el nuevo documental, disponible en la plataforma Hulu, que busca retratar un poco la vida alrededor de la estadounidense. Como no podía ser de otra manera, esta producción a cargo de The New York Times trata de reconstruir su historia durante las últimas 3 décadas, lo cual, por supuesto, también implicó sus controversias.

Todo sobre el documental de Britney Spears

Una de las primeras cuestiones que es necesario abordar es que el trabajo de investigación periodística es excelente. Justamente, un formato documental necesita abordar los acontecimientos de forma profunda, aunque eso no necesariamente signifique realizar una proeza técnica o narrativa. En realidad, el formato es bastante clásico y no trasciende desde lo autoral.

No obstante, eso no significa que no sea relevante. Por el contrario, el movimiento #FreeBritney está completamente representado dentro de esta obra. A través de testimonios importantes (como amigas, periodistas, abogados y familiares) se empieza a reconstruir su vida desde sus comienzos como estrella pop infantil, lo cual implicó, a su vez, el acoso por parte de los medios.

Más tarde, se pasa a una etapa adolescente, para luego llegar a la adultez y todas sus controversias. Eso incluye las campañas de marketing que tuvo, sus actitudes provocadoras, sus cuestiones emocionales, sus problemas con las drogas, su maternidad, sus relaciones conflictivas y, como no podía ser de otra manera, su indudable talento, que la convirtieron en uno de los paradigmas musicales del pop.

En Framing Britney Spears también se le da especial importancia a la década de los 90, conocida como la Era MTV. En ese momento, Britney Spears era una de las artistas más importantes, pero también una de las más acosadas. Esto no solamente aplica para los medios de comunicación, sino por su propia familia, pues el documental se encarga de mostrar cómo su propio padre controla su carrera y su fortuna.

Lea también: HBO Max en Latinoamérica: todos los detalles de la plataforma

En la actualidad, Britney Spears, con 39 años, parece sobreponerse a todas esas presiones y aseguró que no hará más giras hasta no tener el control de su propia obra. Recordemos que esto ocurrió desde una edad temprana, pues, como destacó Elle, solamente a los 11 años fichó en el Mickey Mouse Club (donde estuvo con futuras estrellas, como Ryan Gosling, Christina Aguilera o Justin Timberlake).

Para el año 1999 se lanzó su primer disco, conocido como Baby One More Time, que supuso un éxito mundial por su single homónimo, que vendió unas 10 millones de copias. Es decir, desde ese preciso momento se la caracterizó como la “princesa del pop”, pero también como una mujer acosada por los medios, que debió soportar presiones de la prensa y de su propia familia.

Dentro del documental también se explora su relación con Justin Timberlake, quien siempre fue representado como la “víctima” de la psiquis de Britney Spears, aunque también se da a entender que, en realidad, se aprovechó del machismo de los medios estadounidenses. El acoso de los medios repercutió en la actriz, quien, en el 2009, fue tutelada de forma provisoria por su padre… aunque actualmente esa medida se mantiene.  

Desde The New York Times indican que Britney Spears es una superestrella “que vive en una jaula de oro”, debido a la custodia que se asocia a la imposibilidad de que ella “se cuide sola”. Sin embargo, tal y como muestra el documental, esa medida provoca que su padre se encargue de todos sus negocios y de que no esté libre como artista, lo cual derivó en el movimiento #FreeBritney.

Sí, es cierto: algunas imágenes de la artista, como la que aparece rapándose la cabeza, pueden sonar fuertes. Sin embargo, debemos entender que cada persona es dueña de su propia vida y que eso no significa que no esté en condiciones de tomar sus propias decisiones. En definitiva, Framing Britney Spears aborda todos estos aspectos de sus vaivenes emocionales, pero también de su compromiso musical, pues quiere ser libre para continuar su brillante carrera musical.