fbpx

La racha de derrotas que finalizó Messi en la Copa América 2021

A pesar de algunos buenos momentos, Lionel Messi venció una mala racha de decepciones con la camiseta de su país. Repasemos cuáles han sido.

Leonel Messi con la Copa América 2021

Por una mala racha de derrotas, el “fantasma” de la comparación con Maradona estaba detrás suyo. Foto: IG-leomessi

LatinAmerican Post | Ariel Cipolla

Escucha este artículo


Read in english: The losing streak that Messi ended in the 2021 Copa América

La carrera de Lionel Messi siempre fue bastante atípica. Nunca debutó oficialmente en la liga de su país, sino que directamente jugó toda su carrera en el FC Barcelona. Allí cosechó una gran cantidad de títulos, que le permitieron ser considerado como el mejor jugador del mundo por varios años.

Sin embargo, con la camiseta de su país nunca había podido demostrar su talento en plenitud. Por una mala racha de derrotas, el “fantasma” de la comparación con Maradona estaba detrás suyo

No obstante, para esta Copa América 2021, donde ganaron frente a Brasil en el Maracaná por 1-0, se consagró máximo goleador y mejor jugador del certamen, pero también quebró un historial con varias decepciones. Repasémoslo y veamos su carrera.

Lea también: Copa América: ¿Quién ha ganado más finales Brasil vs Argentina?

La carrera de Messi con la Selección de la Argentina

Todo empieza con el Mundial Sub-20 2005, una de las primeras alegrías para este delantero, que ya asomaba como una de las futuras promesas del fútbol mundial. Con una grandiosa performance, venció en semifinales a Brasil por 2 contra 1, mientras que, en la final, también marcó un doblete frente a Nigeria.

Fue convocado para el Mundial 2006 de Alemania por el DT José Néstor Pékerman, donde se convirtió en el jugador argentino más joven en jugarlo. Por su inexperiencia, su rol fue secundario. Marcó solo un tanto frente a Serbia y Montenegro, en fase de grupos. Para cuartos de final, donde quedaron eliminados frente a Alemania, no ingresó desde el banco de suplentes.

Distinto sería en la Copa América 2007, donde Basile, el nuevo DT, confió en él para que tenga un rol más protagónico. Con un maravilloso nivel, su equipo llegó a la final contra Brasil, donde fueron derrotados por 3 a 0 y el delantero del FC Barcelona no supo mantener el mismo rendimiento que en partidos pasados.

Los Juegos Olímpicos 2008 de Pekín serían otra historia. Después de una disputa entre la AFA y el FC Barcelona para dejarlo jugar esa competencia, Messi tuvo un gran rendimiento. Por ejemplo, vencieron 3 a 0 en la semifinal a Brasil, mientras que, para la final, le ganaron por 1 a 0 a Nigeria. Es decir, dos instancias similares al Mundial sub-20 2005. Messi trajo la medalla de oro para su país.

Todas las esperanzas estaban depositadas en el Mundial 2010 de Sudáfrica. Con la dirección técnica de Diego Maradona, Messi ya era un jugador consagrado a nivel clubes, algo que le daba mucha presión. Si bien demostró su enorme talento, no anotó goles y su equipo fue derrotado en cuartos de final frente a Alemania, por 4 a 0.

La Copa América 2011 se disputaría en su propio país… y se empezarían a ver algunos signos de desgaste con la hinchada. Allí tampoco convirtió goles, aunque fue uno del os máximos asistidores de la competición. Se quedó afuera del certamen en cuartos de final, cuando fueron vencidos por penales por Uruguay.

Para el Mundial 2014 en Brasil la historia sería otra. Dirigidos por Alejandro Sabella, marcaría una excelente fase de grupos. Sin embargo, en los “mano a mano” su rendimiento caería y, pese a llegar a la final frente a Alemania, se quedó a las puertas del título. Desde ese momento, surgiría el “fantasma” de los subcampeonatos.  

En teoría, la revancha debía llegar en la Copa América 2015. Dirigidos por el Tata Martino, Messi volvió a tener un excelente nivel en las fases previas. Llegaban a la final con la idea de vencer el karma de la copa anterior, pero fueron derrotados por Chile, en una tanda de penales para el infarto.

Nuevamente, los dirigidos por Martino llegarían a la Copa América Centenario (2016) de Estados Unidos. Todos esperaban una redención de los argentinos. El nivel de Messi fue superlativo, pero todavía quedaba la final, nuevamente frente a Chile. Otra vez, fueron derrotados en penales, algo que el astro no pudo soportar.

Después de un pequeño impase, llegaba al Mundial del 2018 en Rusia como un auténtico referente. Se mantuvo una camada de jugadores bastante criticada por sus “fracasos” anteriores. Dirigidos por Jorge Sampaoli, su nivel fue muy bajo (solo marcó un tanto) y se fueron del torneo en octavos de final, tras una derrota frente a Francia.

Para la Copa América 2019 en Brasil ya se percibirían signos de cambio. Con un plantel completamente renovado de la mano de un inexperimentado Lionel Scaloni, tuvo un buen nivel, no solamente desde lo técnico, sino también desde la actitud. Aunque quedaron fuera frente a Brasil en semifinales, había una ilusión inédita.

Pues bien, todo esto se pudo ver en la Copa América 2021, también disputada en Brasil. Después de un excelente torneo, donde marcó gran cantidad de goles, llegó a la final en la que no tuvo un gran partido… pero su esfuerzo y el de sus compañeros permitieron quebrar todo este historial negativo.

Este “Maracanazo” fue histórico, pues Brasil llevaba más de 2500 días sin perder de local. Además, había ganado todas las finales del Siglo XXI, algo contrario a la Argentina, que las había perdido todas. Sin dudas, al romper el “maleficio”, Messi podrá esperanzar a la Argentina con el Mundial de Qatar 2022.