fbpx

Pedri, un chico de oro con un futuro muy prometedor

El español de 19 años fue elegido como el mejor jugador sub 21 del mundo, y se posiciona como una de las mayores promesas del fútbol en todo el escenario mundial. ¿Podrá Pedri cumplir las espectativas?.

Pedri González

En esta oportunidad, el español de 19 años superó a otros futbolistas bastante prometedores. Foto: FCBarcelona

LatinAmerican Post | Nicolás Donoso

Escucha este artículo


Read in english: Pedri, a Golden Boy with a Very Promising Future

A lo largo de la historia del fútbol, son cientos de jugadores los que han destacado por su capacidad técnica, su fortaleza física, su capacidad goleadora, formas de defender o precisión en sus pases, entre muchos otros factores que hacen que el futbolista sea admirado por los fanáticos de este deporte. De vez en cuando, hay jugadores que comienzan a brillar a muy temprana edad, llamando la atención no solamente de los hinchas, sino que de los principales ojeadores y de los principales equipos del mundo.

Un caso que es el ejemplo perfecto respecto a lo mencionado anteriormente es, sin lugar a dudas, el de Pedri, mediapunta español que apenas cumplió los 19 años y que milita en el Barcelona, siendo elegido como el Golden Boy por el medio italiano Tuttosport, premio que se le otorga al mejor jugador del mundo en la categoría Sub 21 y que en los últimos años han ganado jugadores como Erling Haaland, Joao Felix, Matthijs De Light, Kylian Mbappé o el portugués Renato Sanches.

En esta oportunidad, el español superó a otros futbolistas bastante prometedores como Karim Adeyemi (Salzburgo), Jude Bellingham (Borussia Dortmund), Eduardo Camavinga (Real Madrid), Ryan Gravenberch (Ajax), Bryan Gil (Tottenham) o su compañero de club Pablo Paéz "Gavi" (Barcelona).

Una irrupción de excepción

La carrera de Pedri comenzó de manera profesional en la UD Las Palmas, cuadro con el que luego de estar un año en el fútbol formativo debutó en la segunda división con solo 16 años, impresionando con sus 4 goles y 7 asistencias en un total de 36 partidos disputados. Pero el futbolista sorprendió más por su calidad, visión de juego a pesar de la corta edad, último pase y su efectivo regate para quitarse a rivales de encima.

Dicha irrupción en el profesionalismo lo llevó en el año 2020 a firmar por el Barcelona, en donde el nacido en Tegueste solo continuó demostrando todo lo diferencial que puede llegar a ser, ganándose un espacio cada vez más importante en el equipo culé, con el que llegó a jugar en la última temporada 52 juegos en todas las competiciones, consiguiendo 4 goles y 5 asistencias. Pedri estaba consolidado en el equipo que en ese entonces dirigía Ronald Koeman y llamando la atención del mundo entero.

Lea también: El retiro de un grande: Retrospectiva de la carrera del "Kun" Agüero

Su increíble capacidad resolutiva para jugar en espacios interiores de la cancha, su dominio de la concepción del espacio-tiempo, su visión de juego, la forma para jugar entre líneas y su impacto ofensivo continuaron evolucionando en los siguientes meses, lo que lo llevaría a ser considerado por el seleccionador español, Luis Enrique, para convocarlo a la selección adulta, debutando el 25 de marzo del presente año con España, ante Grecia.

Eurocopa y Juegos Olímpicos en su cuerpo

El 24 de mayo quedará marcado en su corta carrera como futbolista, ya que Pedri fue uno de los 24 convocados por Luis Enrique para la Eurocopa. En este torneo, Pedri continuaría demostrando su crecimiento, disputando prácticamente todos los minutos de la competición con una España que accedió a las semifinales, siendo eliminada por Italia en los penales y en donde Pedri fue elegido como el mejor jugador joven del campeonato, además de integrar el once ideal de la competencia. Nuevos premios para su prematura carrera.

Pero aquello no quedaría simplemente en eso, y es que a finales de junio, y mientras el español se encontraba disputando la Eurocopa con la selección española, Luis de la Fuente lo nominó para los Juegos Olímpicos de Tokio, teniendo que disputar dos torneos muy competitivos en poco más de un mes, desafío que para Pedri no supondría problema alguno. España alcanzó la final en aquel torneo, y nuevamente con Pedri teniendo minutos en todos los partidos; colgándose además la medalla de plata, tras perder en la final ante Brasil.

Muy de vez en cuando aparecen futbolistas como Pedri, quien debutó en el fútbol con 16 años, con 17 ya debutaba con el Barcelona y con solo 18 estaba jugando Champions League, Eurocopa y unos Juegos Olímpicos. Su crecimiento no parece tener techo, y es solo cuestión de tiempo para que el nuevo Golden Boy continúe deslumbrando con el balón en sus pies.