fbpx

Con incertidumbre, continúa la hegemonía de Atlético Nacional

Atlético Naciona

El equipo de Medellín se coronó campeón de la Liga Águila I-2017 en Colombia y es el máximo campeón histórico con 16 títulos
 
Para los aficionados al fútbol no es un secreto que Atlético Nacional es el club colombiano con mejor presente desde hace varios años. Gracias a los buenos trabajos gerenciales y deportivos que han confluido en la consecución de títulos; haciendo honor al pseudónimo de ‘Rey de Copas’ con el que se conoce al equipo paisa.
 
Los hechos recientes hacen preguntarse si existe rival para Nacional en Colombia.
 
Lo del pasado domingo no fue más que el premio justo y proporcional para la mejor escuadra del semestre, que con 49 puntos en la fase del todos contra todos (7 más que el segundo Independiente Medellín) rompió el récord de unidades conseguidas en esa instancia de los torneos cortos y que también poseía el club ‘Verdolaga’ desde el II-2015 con 45.
 
Si bien no fue la mejor campaña para el actual campeón de la Copa Libertadores de América, hablando desde el aspecto de contundencia en su juego y el convencimiento del público en general, Atlético Nacional se rencontró con su estilo justo en el partido de vuelta de la gran final de fútbol profesional colombiano.
 
El mayor lunar de este semestre fue la Copa Libertadores, en la que se esperaba que el equipo antioqueño tuviera una gran presentación como defensor del título, pero que dejó sorprendidos a propios y extraños luego de ocupar la última casilla del Grupo 1 que compartía con Botafogo (BRA), Barcelona (ECU) y Estudiantes de La Plata (ARG), sin siquiera conseguir cupo para la Copa Sudamericana.
 
Sin embargo, la decepción del torneo continental contrastaba totalmente con el desempeño del equipo en la liga colombiana como líder absoluto y que vino a perder su invicto en la 20ª. Fue justo ahí cuando empezaron los problemas para Nacional.
 
Con un festival de goles de un partido 4-3, el ‘Poderoso’ demostró que a los ‘Verdes’ sí se les podía ganar. El sorteo de los cuartos de final determinó que Jaguares F.C de Córdoba enfrentaría al equipo de la capital antioqueña y un partido de ida en Montería dejó un cómodo 1-3 a favor de los paisas.
 
No obstante, el equipo ‘Felino’ se armó de valor para la vuelta en el Atanasio Girardot y llegó a estar ganando 2-0, lo que forzaba la definición con tiros desde el punto penal, pero Nacional volvió a sacar la casta y le dio vuelta al partido para un 3-2 final con Dayro Moreno iluminado que se convertía en el máximo goleador del campeonato.
 
Las semifinales de la Liga Águila I-2017 se tornaron intensas por los cuatro clubs grandes que disputarían dos cupos a la gran final: Atlético Nacional Vs. Millonarios F.C. y Deportivo Cali Vs. América de Cali. Sin duda, duelos para vivir de pie. Millonarios tuvo todo para eliminar a Nacional con un juego ofensivo e inteligente y con innumerables oportunidades para irse adelante en el marcador, pero la pelota no entró.
 
El arquero argentino Franco Armani terminó como figura tanto en el partido de ida en el Nemesio Camacho ‘El Campín’ de Bogotá como en el de vuelta en Medellín y fue clave para mantener el cero que le permitió a Dayro Moreno cazar un rebote del travesaño en el último suspiro del partido, en tiempo de reposición.
 
Atlético Nacional clasificó, pero dejando dudas y preocupación por su nivel. Por su parte, Deportivo Cali hizo lo propio y eliminó a América con un cómodo 2-0 en el juego de vuelta.
 
La incertidumbre sí estaba justificada: en el primer encuentro de la final, Deportivo Cali se llevó la victoria con un 2-0 que pudo ser perfectamente 5-0, no solo por la actitud de la escuadra azucarera y el planteamiento estratégico del D.T. Héctor Cárdenas, sino por el espantoso trabajo de Nacional durante todo el partido y unos últimos 20 minutos que parecían inéditos, pues se hacía complicado recordar la última vez que el ‘Rey de Copas’ había jugado tan mal y se había visto así de sometido.
 
Nuevamente, apareció Armani para apagar el incendio e impedir una diferencia más abultada. Lo del pasado domingo es fácil de digerir: Nacional planeó la remontada y al minuto 16 ya tenía la serie empatada. Salió a comerse vivo al rival y lo logró. Demostró que tiene casta de campeón, a pesar de no estar en su mejor nivel.
 
Esta fue la primera final del fútbol profesional colombiano con dos directores técnicos vallecaucanos desde su fundación en 1948. La experiencia de Reinaldo Rueda pudo más que las ganas de Héctor Cárdenas y seis títulos en dos años al frente de la institución paisa acreditan al ex estratega de la Selección Colombia como un entrenador eficaz, eficiente y, por ende, efectivo.
 
A pesar del título y la alegría para la hinchada, se avecina la incertidumbre por la muy probable salida de Rueda del banquillo y ya suena el nombre de Juan Manuel Lillo, ex director técnico de Millonarios, como su remplazo. ¿Será que existe rival para Atlético Nacional en Colombia?

LatinAmerican Post | Nicolás Flórez
Copy edited por Susana Cicchetto