fbpx

¿Qué es el "Nobel" de Medio Ambiente que ganó una colombiana? ¿Sirve para algo?

Francia Márquez fue la única latina que ganó el premio de la fundación Goldman, conocido como el Premio "Nobel" de Medio Ambiente

¿Qué es el "Nobel" de Medio Ambiente que ganó una colombiana? ¿Sirve para algo?

El Comité Noruego del Nobel, la Real Academia Sueca de Ciencias, el Instituto Karolinska y la Academai Sueca  entregan 6 premios Nobel: Física, Química, Literatura, Paz, Economía y Fisiología o Medicina. Esto son considerados los premios más importantes en cada una de estas áreas. Sin embargo, existe un galardón que se le equipara en temas de Medio Ambiente: el premio de la Fundación Goldman.

Read in english: What is the "Nobel" of Environment that a Colombian won? Does it do any good?

Este premio fue fundado por Richard N. Goldman y Rhoda H. Goldman para darle relevancia a los problemas ambientales del planeta y reconocer a aquellas personas que están luchando por salvarlo. La fundación Goldman lleva 28 años entregando este reconocimiento a aquellos defensores de la naturaleza y medio ambiente en  todas las regiones del planeta: África, Asia, Europa, América del Norte, Regiones Insulares y América Central y Suramérica.

El premio de este año en la región de Centro y Suramérica es para Francia Márquez, una ambientalista afrocolombiana que se enfocó en luchar contra la minería de oro ilegal que está dañando la tierra y los ríos. La minería de este metal está siendo realizada con mercurio, un material inmensamente contaminante y dañino para la tierra. El mercurio que se utiliza termina en los ríos que al final desembocan en los mares y termina contaminando a peces, estos peces también terminan afectando a los seres humanos que los consumen.

Adicionalmente, varias minas artesanales en Colombia están siendo dominadas por grupos armados ilegales (entre estos la guerrilla del ELN) para financiar la compra de armas y las actividades ilícitas.

Nohra Padilla, ganadora del premio Goldman en 2013 por su lucha por el manejo de las basuras en Bogotá, manifestó su satisfacción y orgullo por el logro de Márquez y aseguró que esto servirá como propulsión en la lucha ambiental de la nueva ganadora: "El premio también otorga un valor económico, pero no es una cantidad grande, pero ayuda a sostener la lucha por un tiempo determinado. Eso a la vez arrastra nuevos recursos. Los que somos galardonados tenemos la posibilidad de tener información relevante de la información de la fundación Goldman que nos presentan a nuevos aportantes o a concursos o iniciativas en donde nosotros podemos presentarnos y obtener nuevos recursos. El premio otorga una semilla para que al rededor de eso se consigan nuevos recursos".

"En el caso de nuestras asociaciones de recicladores hemos avanzado en poder incidir en las políticas públicas, que promuevan, no solamente en el reconocimiento del reciclador de oficio, sino de ver cambios en el modelo en el modelo de la presentación del servicio público de aseo y del aprovechamiento de los residuos. El reconocimiento que hemos tenido, no solo en Colombia, sino en el mundo", afirmó Pradilla.

En Latinoamérica, lo han ganado 3 hondureños (entre estos, Bertha Cáceres en el 2015), 2 Salvadoreños, 4 mexicanos, 5 colombianos, 1 cubano, 3 puertorriqueños, 3 ecuatorianos, 5 peruanos, 1 boliviano, 2 paraguayos, 1 argentino, 1 chileno y 3 brasileños (entre los que se destaca Marina Silva, excandidata presidencial y ex ministra de Medio Ambiente).

Estos premios logran dar esa trascendencia a los ganadores. Varios de estos ambientalistas que han obtenido el galardón, se han inclinado hacia la política y han terminado como embajadores, miembros del Gobierno y hasta candidatos presidenciales como Marina Silva en Brasil.

Los demás ganadores de este año fueron Clarire Nouvian de Francia, por su lucha para salvar los océanos y mares de la pesca destructiva; Makoma Lekalakala y Liz McDaid en Sudáfrica para detener el acuerdo nuclear masivo entre este país africano y Rusia; Manny Calonzo en Filipina, para detener la producción de pintura con plomo; Leeanne Walters en Estados Unidos, quién lideró el movimiento ciudadano que evaluó el agua de Flint, Michigan; y Khanh Nguy Thi de Vietnam por su esfuerzo en la implementación de las energías renovables en su país.

 

Latin American Post | Santiago Gómez Hernández

Copy edited by Laura Rocha Rueda

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…