fbpx

Brasil: La candidatura de Lula peligra

Luiz Inácio Lula da Silva fue inahibilitado para ser candidato presidencial en las elecciones de Brasil en octubre

Brasil: La candidatura de Lula peligra

La carrera presidencial de Luiz Inácio Lula da Silva se vio truncada, cuando el pasado 1 de septiembre el Tribunal Superior Electoral (TSE) de Brasil decidió negar la candidatura de Lula a las elecciones presidenciales del próximo 7 de octubre. Es importante recordar que en abril de este año, Lula fue arrestado y encarcelado, al ser acusado de aceptar sobornos por 1.1 millones de dólares de una compañía afiliada al escándalo de la petrolera Petrobras. Lula fue sentenciado a 12 años y un mes de cárcel.

Ante la decisión del TSE, el Partido de Trabajadores (PT) al cual pertenece Lula, comenzó a buscar todas las soluciones posibles para que el expresidente fuera nuevamente candidato, pues a pesar de estar en la cárcel es uno de los políticos más populares en Brasil.

Según El Colombiano, el PT ha asegurado que pretende apelar para que los derechos políticos de Lula sean reconocidos. Además de “defenderlo en las calles, junto con el pueblo, porque él es el candidato de la esperanza”, señaló el partido en un comunicado oficial.  

Asimismo, de acuerdo con La Vanguardia, el ex presidente “presentará recursos ante la Corte Suprema y la ONU para que le garanticen la posibilidad de disputar las elecciones presidenciales”. Frente a esto, a mediados de agosto, el Comité internacional de Derechos Humanos de la ONU, ya había anunciado que “Luiz Inácio Lula da Silva pudiera ejercer sus derechos políticos como candidato”.

Infobae señala que “el Comité aclaró que se trata de una "medida interina" con la que se pretende "preservar los derechos" del ex mandatario, y no de un pronunciamiento de fondo sobre su caso”.

Si bien es una posibilidad, que tiene tanto el partido como el ex presidente, los chances de que ocurra algo a favor de Lula “son mínimas”, según Marcelo Nunes Apolinário, profesor de Derecho Constitucional de la Universidad Federal de Pelotas, para el medio El Colombiano. Además añadió que “el tiempo está en su contra y estos procesos jurídicos podrían tardar un tiempo superior al plazo que le dio la justicia brasileña”.  

Lee también: Brasil: Incertidumbre electoral con actores definidos

¿Qué pasa con el PT?

Ante el fallo, el cual fue aprobado por seis de los siete ministros de la Corte, al partido político le concedieron 10 días (desde el momento del veredicto) para cambiar el candidato presidencial. El posible aspirante a reemplazar a Lula, es el actual candidato vicepresidencial Fernando Haddad.

Haddad fue ministro de educación desde el 2005 hasta el 2012. Después renunció, para postularse como alcalde de Sao Paulo, cargo que ocuparía en 2013.

Si bien Haddad es una de las opciones más sonadas, no lo es para los brasileros. No es un secreto que la popularidad de Haddad no se puede comparar a la de Lula. Mientras que Lula da Silva acumula una intención de voto del 39%,, Haddad apenas llega al 4%, según El Economista.

Para el PT mantenerse arriba en las encuestas es clave, porque quieren asegurar el triunfo de las elecciones. De ahí que genere alarma las bajas intenciones de voto de Hadddad, quien según Europa Press, “es conocido por la clase media brasileña, sus ideas no consiguen llegar, como lo hacían las de Lula, a las clases más bajas y campesinas del país. Y son estas las que votarían en masa por el PT”.

Es por esto que el partido ha optado por hacer propaganda política “al apostar por exhibir "la persecución política" de Lula, en la que Haddad salió en su defensa como, hasta el momento, candidato a vicepresidente”, como lo menciona El Espectador.

El principal competidor

Si bien existen 13 candidatos a la presidencia, sólo 5 tienen posibilidades de competir en la contienda electoral, como lo indica El Clarín. Entre ellos están: el ex presidente Lula da Silva o, Fernando Haddad; el conservador Jair Bolsonaro, Marina Silva, Ciro Gomes y Geraldo Alckmin.

El segundo en las encuestas es el candidato ultraderechista Jair Bolsonaro, quien tiene una intención de voto del 22%. Bolsonaro es un exmilitar que ha generado controversia por decir cosas como que “las mujeres deberían ganar menos que los hombres”, “los negros no sirven ni para reproducirse” y que “sería incapaz de amar a un hijo homosexual”, además de apoyar la venta libre de armas. Incluso se le ha llegado a comparar con Donald Trump por su pensamiento.

Durante su campaña electoral, Bolsonaro se ha caracterizado por promover temas como la inseguridad y la violencia. Sin embargo, no son en éstas en las que su popularidad aumenta. Pues, según una encuesta realizada por Ibope, el candidato recoge más intención de voto en sectores que están más preocupados por la lucha corrupción.  

Apoyo Internacional

Ante la decisión del Tribunal Superior Electoral, varias figuras importantes dentro de la política internacional se manifestaron. Cristina Fernández, comparó la situación de Lula con la de ella afirmando que el veto a Lula “también arrasa el Estado de derecho”, como lo menciona el medio El Mostrador.

 

 

El presidente de Bolivia, Evo Morales, también rechazó la decisión del TSE, y afirmó que:

 

 

Asimismo Nicolás Maduro, presidente de Venezuela, manifestó su apoyo a Lula señalando que “la oligarquía del continente pretende acallar la voz de una nación y de quienes hemos decidido ser libres”.

Por último, el expresidente colombiano, Ernesto Samper, asistió a la cárcel donde se encuentra recluido Lula y le pidió a “la justicia que le permita igualdad de condiciones y que respete las leyes del derecho internacional”. Asimismo afirmó que había encontrado al expresidente “optimista y lleno de proyectos para su país.

 

LatinAmerican Post | Laura Viviana Guevara Muñoz
Copy edited by Marcela Peñaloza