fbpx

El Pisco ahora es peruano, ¿siempre lo fue?

Escucha este artículo


Una gran cantidad de países reconocen la denominación de origen del Pisco como peruano. Estas son algunas otras denominaciones de origen de Latinoamérica

El Pisco ahora es peruano, ¿siempre lo fue?

Cerca de una década, Chile y Perú se encontraron en un litigio que buscaba dirimir la disputa sobre de dónde procedía realmente el Pisco. Esta bebida alcohólica, que en Latinoamérica ha sido asociada generalmente con Perú, desde hace un buen tiempo ha sido también reclamada por Chile como propia, lo que ha generado enfrentamientos entre industrias y movimientos sociales que buscaban instaurar la bebida como propia de cada región.

Read in english: Pisco: is it from Peru or is it from Chile?

Para resolver este problema, Perú ha buscado establecer la denominación de origen de su producto, y para el día oficial del Pisco Sour este 2019, el primer sábado de febrero, ya son 70 países alrededor del mundo los que reconocen que esta bebida es de origen peruano, incluído el último fallo registrado que corresponde al Consejo de Apelaciones de Propiedad Intelectual de la República de la India. Estos reconocimientos alrededor del mundo han hecho que Perú se declare como la única región que puede argumentar autoridad sobre esta bebida.

La importancia de adquirir denominación de origen

Pero, ¿qué es la denominación de origen? Según distintas organizaciones de propiedad intelectual, como Indecopi en el caso peruano, la denominación de origen es un signo distintivo que emplea el nombre de una región o zona geográfica para designar, distinguir y proteger un producto en función a sus características especiales derivadas, esencialmente, de la zona donde se elabora, así como de factores naturales, climáticos y humanos. Esta denominación de origen puede ser exigida por personas, asociaciones o industrias que estén directamente relacionadas con la elaboración de dicho producto, para que sea reconocido alrededor del mundo.

En Latinoamérica las denominaciones de origen son muy importantes y variadas, pues hacen parte de la cultura propia de cada región y de su exportación al mundo. En esta región, el país con más denominaciones de origen es Colombia, el cual cuenta con 27 productos de este tipo. Dentro de estas denominaciones destacan diferentes tejidos indígenas, producciones de sombreros y artesanías en cerámica. De igual manera, hay gran variedad en cuanto a alimentos se refiere, como el café o los bocadillos. De cerca le sigue México con 16 denominaciones de origen, entre productos gastronómicos y artesanías, de los cuales destacan el mezcal, el tequila, la vainilla de Papantla y algunos tipos de café.

Quizás le interese leer: ¿Cómo se va a reemplazar el petróleo venezolano en Estados Unidos?

Las dificultades en el camino a adquirirlas

Si se hiciera una imagen más general en todo el territorio latinoamericano se podría observar que las denominaciones de origen, exceptuando a Colombia, no son el gran fuerte de la región, donde hay algunos productos desperdigados, especialmente en el sector gastronómico, que pasan generalmente por vinos, carnes y quesos, con una mención especial también a los cafés. Esto contrasta con la situación de los productos con denominación de origen en Europa, los cuales sí son bastantes y muy diversos, en función de los países y las regiones específicas en las que se encuentran.

Una razón para explicar este fenómeno es la diferencia temporal en las industrias entre un continente y otro, pues muchos de los productos europeos son hechos de manera tradicional desde mucho tiempo antes de que pudiera existir siquiera una industria en Latinoamérica. Sin embargo, no todo es color de rosa con estos productos, pues como recordaba Deutsche Welle hace un año, los productos con denominación de origen pueden resultar siendo la piedra en el zapato de los tratados de libre comercio, pues la superposición de nombres exclusivos, o la tendencia a defender los derechos de cada uno de estos productos frente a productos hechos en masa, hace que comerciar con ellos más allá del folclor y la tradición sea difícil.

 

LatinAmerican Post | Jorge Ovalle

Copy edited by Vanesa López Romero

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…