fbpx

¿Cómo vestirse para la oficina?

Escucha este artículo

 

Te damos unos tips para que identifiques los principales errores a la hora de vestir para ir a la oficina, orientes tu armario y te inclines por las opciones más acertadas

¿Cómo vestirse para la oficina?

Sea el caso de hombres o mujeres, vestir adecuadamente para la labor que se desempeña en una oficina es muy importante. La imagen proyecta no solo una personalidad sino también da cuenta del nivel de profesionalismo de las personas. Si bien algunos afirman que hay que vestirse de acuerdo al trabajo soñado, a la hora de elegir el atuendo con el que asistirá a la oficina debe tener en cuenta no solo el cargo que usted desempeña sino también la necesidad de trasmitir confianza y seriedad frente a sus compañeros y clientes. 

Uno de los errores más comunes entre quienes no aciertan a la hora de vestir, radica en el hecho de pensar que usar prendas básicas puede hacerlos lucir aburridos. Ante esto, y según el blog de Estefanía Acuna, lo más esencial son las prendas básicas, pues a partir de ellas es posible crear el atuendo y posteriormente, para elevar el look, se puede optar por usar piezas statement, es decir aquellas “piezas únicas y especiales que hacen que un look cualquiera se vuelva en un look difícil de olvidar”. Estas por lo general se traducen en accesorios sobrios como pañuelos o pañoletas, pines y otros complementos.

Otro error garrafal a la hora de vestir es considerar la idea de que hay que brillar. Recuerde: uno brilla por su inteligencia, no por el vestido de lentejuelas o el traje brillante. Así, que aléjese de esas prendas, pues en palabras de Elia Taubenca para el portal UNCOMO “deben reservarse solo para ocasiones de ocio nocturno”.

En tercer lugar evite las prendas ceñidas. Igualmente y según el portal El Comercio el tipo de ropa puede jugar favor o en contra. Así que lo más conveniente es optar por piezas que estilicen.

En el caso de los hombres la talla también es determinante.  Los trajes no deben ser tan ceñidos y la máxima para las mangas  de las camisas es que sobresalgan de las chaquetas entre 0,5 y 1,5 centímetros.

Con los pantalones bien puestos

En palabras de Felipe Gómez Córdoba, embajador de CorbataStylo lo primero que hay que tener en cuenta es el dress code corporativo, que en muchas empresas es publicado para los colaboradores y los empleados.

Considerando que en casi todas las empresas hay posibilidad de ir los días viernes o sábados sin corbata, construir un outfit más casual es posible siguiendo reglas como  “el uso de una camisa que no tenga cuadros, ni estampados, que sea estilo Oxford. Usar cárdigans básicos, en colores neutros, azul marino, gris, negro y combinarlos con el pantalón de sastre o uno chino, sin prenses también es efectivo. En cuanto a los zapatos se llevan mejor los de piel, de color neutro, pero también hay posibilidad de usar mocasines y acompañarlos con medias con diseños”, dice Gómez.

Lea también: Hombreras: una tendencia de lucha por la igualdad  

No obstante, los demás días de la semana, es recomendable usar traje a la medida, “si es un traje normal, obviamente se tienen que llevar medias de seda y de tonos oscuros. En cuanto a la corbata, si es una organización muy formal, se sugiere una corbata estándar, no de esas súper finas o skinny”, dice Gómez.

En cuanto a tendencias se refiere, lo mejor es permanecer en la zona de confort, pues si bien Balenciaga y Dolce & Gabbana han propuesto el uso de trajes claros, es importante también comprender el contexto y sobre todo el clima en el que es su oficina, no es lo mismo laborar en una zona tropical que trabajar durante el invierno en Nueva York.

En los tacones de ellas

Aunque el estilo office ha evolucionado en los últimos años, lo cierto es que la femineidad se mantiene y varias firmas de moda nos lo han hecho saber en su pasarelas, desde Victoria Beckham hasta la marca Céline. De hecho, según el portal Vogue España, Phoebe Philo, directora creativa de Céline hasta el 2018, en una entrevista afirmó que detrás de su obra había “algo de declaración política, que es lo que deberíamos estar enseñándoles a las niñas, a sentirse bien”. En ese sentido y en cuanto a la hora de asumir un rol profesional, las mujeres deben comprender que se trata de empoderamiento, elegancia, sencillez, manteniendo un aire arty que hace el vestir algo divertido.

Atrás quedaron los días en los que era obligatorio usar tacones, los zapatos bajos vienen con toda la fuerza, sobre todo este 2019, mientras que se imponen los blazers y los trajes completos. Estos vienen oversize, con cinturón sobre la americana y según la revista Fucsia “son clásicos pero estilosos y el resultado mejora si es estampado o de algún color innovador”. En cuanto al uso de blusas, pueden llevarse con líneas onduladas, de seda o incluso camisas y los días viernes, se pueden combinar con vaqueros, teniendo en cuenta que estos sean de azul oscuro y no estén rotos. 

Finalmente ni los vestidos ni las faldas se guardan al fondo del armario. Siguen ganando protagonismo en la oficina, este año y según el portal Glamour España, con largo midi, justamente a la altura de la rodilla.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de WHITMAN (@whitman_co) el

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Victoria Beckham (@victoriabeckham) el

 

LatinAmerican Post | María Alejandra Gómez

Copy edited by Vanesa López Romero

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…