fbpx

‘Caso Colmenares’: el crimen sin resolver que llegó a Netflix

Escucha este artículo


La segunda entrega de la serie Historia de un Crimen causó polémicas al hablar de un tema tan reciente y sin resolver como lo es el ‘caso colmenares’

‘Caso Colmenares’: el crimen sin resolver que llegó a Netflix

Historia de un crimen: Colmenares se estrenó el pasado viernes 3 de mayo en Netflix. La historia trata el tema de un crimen en Colombia que sucedió en Halloween (31 de octubre) de 2010 y aún tiene muchos puntos sin resolver. En él, murió un joven estudiante de una de las universidades más prestigiosas de la capital y otros más parecen estar implicados.

Read in english: 'Case Colmenares': the unsolved crime that Netflix adapted

Este crimen, aún sin culpable, ocurrió en un parque en el norte de Bogotá, donde Luis Andrés Colmenares fue encontrado en un caño. La serie relata el proceso judicial que termina por implicar a dos mujeres cercanas al joven Colmenares y al exnovio de una de ellas del que se presume es la culpa.

La serie, Historia de un crimen, original de la plataforma, tendrá varias entregas que hablarán de distintos crímenes que han sucedido en la vida real. El primero fue Colosio, la historia de asesinato de Luis Donaldo Colosio, un candidato a la presidencia de México en 1994.

Lee también: Historia de un crimen: Colosio, la primera entrega de Netflix

Esta segunda temporada ha tenido gran acogida en Colombia, en gran parte por la cantidad de preguntas sin resolver que existe aún nueve años después. Sin embargo, también ha traído críticas al tratarse de una investigación aún abierta y hasta se ha tildado de amarillista en la opinión pública. El proceso de recopilación de la historia también fue noticia, pues la familia de Luis Andrés Colmenares afirmó que Netflix ni la productor les pidió autorización.

La polémica

El caso ha causado polémica por la forma mediática en la que se ha llevado desde que sucedió. Desde que sucedió, el 2010, los medios han difundido las audiencias, las penas y las familias han declarado públicamente sus inconformidades. Además, se ha hablado de compra de testigos e irregularidades desde ambas partes, lo que ha dificultado llevar un proceso transparente.

En cuanto a la serie, el vocero de la familia Colmenares, Jorge Colmenares, el hermano de la víctima, ha dicho públicamente que estaban inconformes, pero que iban a esperar a ver la serie para poder comunicarse con la opinión pública. Lo que más causa controversia, sin importar cómo fue manejada la trama de la serie, es que la investigación aún no ha resuelto muchos interrogantes que para la familia son fundamentales para la manera en la que se debe contar la historia.

Sin embargo, Netflix no ha creado la serie para intentar mostrar un culpable, ni para  exonerar a nadie. La serie busca mostrar un relato de cómo ha funcionado el caso. Eso sumado a que en cada capítulo se dice explícitamente que, si bien es basado en hechos reales, no todo es real, logra que se puedan lavar las manos de las posibles quejas que haya del relato, al ser catalogado como 'ficticio'.

El mensaje dice lo siguiente: “Esta serie está inspirada en hechos reales. Los eventos y personajes representados con relación a la muerte de Luis Andrés Colmenares han sido llevados a la ficción para retratar uno de los casos más controversiales en la historia de Colombia. Las escenas mostradas no pretenden ser un reflejo fiel de la realidad. Algunos de los nombres han sido modificados con el propósito de mostrar una versión ficticia ampliamente conocida, sin afectar el buen nombre y la privacidad de aquellas personas que, asociadas a la historia, no son conocidas por el público. La existencia de algunos de los pasajes y personajes son producto de la creatividad, la ficción y tienen propósitos narrativos. La verdad procesal sobre el caso Colmenares reposa en los expedientes del caso y las decisiones judiciales”.

A pesar de que el mensaje deja por entendido que el caso Colmenares es simplemente utilizado como inspiración, es intrigante el hecho de que los nombres de los principales implicados permaneciera igual, como lo fue el de Laura Moreno o el del propio Luis Andrés Colmenares.

Lee también: Nuestro Planeta de Netflix: ¿ya somos inmunes a los documentales ambientales?

¿Qué dice la familia Colmenares?

Después del estreno y de que el público especulara si la familia Colmenares demandaría o no a Netflix por utilizar los nombres y la historia sin autorización, la familia Colmenares se pronunció en un comunicado oficial. En él, reitera una vez más que nunca se pidió autorización. Además, aclara ciertos puntos que, a su consideración, no se hacen explícitos en la serie pero ya están probados, como las señales de violencia en cara y cuerpo. Asimismo, traen a colación la culpabilidad en cierto sentido de Jessy Quintero y Laura Moreno, así fuera únicamente por ser testigos o callar cosas que sabían.

Sin embargo, también afirman que “la serie logró mostrar una situación que ha venido denunciando y luchando Jorge Luis (el hermano de Luis Andrés Colmenares), en el sentido en que existen peligros a los cuales los niños y jóvenes se pueden estar enfrentando (...) Pero existe un desconocimiento y falta de atención por parte de las autoridades para realizar algún accionar al respecto”.

Por último, la familia espera que la serie no influya en ningún sentido en el caso, lo que dependerá de la independencia del Tribunal.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Jorge Colmenares (@jcolmenarese) el

En todo caso, según se han manifestado cientos de personas en las redes sociales de Jorge Luis Colmenares, la serie termina por dejar abierta la puerta a qué fue lo que pasó, pues no pueden dictaminar nada que no esté explícitamente comprobado en el caso. No obstante, sí dejan entrever que lo que le sucedió a Colmenares no fue un accidente y ayudan a que las personas conozcan el dolor de la familia.

 

LatinAmerican Post | Juliana Suárez

Copy edited by Juan Gabriel Bocanegra

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…