fbpx

‘Keep America Great’: el slogan de la nueva campaña de Trump

Escucha este artículo


Con un discurso esencialmente antidemócrata y antiinmigrante, Trump oficializó su candidatura para las próximas elecciones

‘Keep America Great’: el slogan de la nueva campaña de Trump

El pasado martes 18 de junio, Donald Trump reunió a más de 20.000 de sus seguidores en el Amway Arena, en Orlando, en donde anunció que ese era el inicio de su campaña de reelección.

Read in english: 'Keep America Great': the slogan of the new Trump campaign

Hace unos años oimos hablar sobre ‘Make America Great Again’ (Volver América grande otra vez), cuando Trump utilizó esa frase para llamar a los estadounidenses a que se unieran con él en búsqueda del verdadero ‘sueño americano’, en el fueran los estadounidenses quienes tuvieran las mejores oportunidades. Aproximadamente cuatro años después, Trump vuelve con la segunda parte de ese discurso con el lema ‘Keep America Great’ (Mantengamos América Grande), como un llamado a que pueden seguir creciendo.

En un país donde la reelección parece ser la solución, la candidatura de Trump no llega por sorpresa. Desde que finalizó el período de George Bush (padre), 1993, los siguientes presidentes han durado dos períodos en el poder, por lo que el lanzamiento de la nueva campaña del actual presidente era solo una cuestión de tiempo.

Dos días antes del anuncio, Trump afirmó que en los próximos días las autoridades estadounidenses comenzarían a deportar a millones de inmigrantes indocumentados. Por si con esta acción quedara alguna duda de su discurso antiimigrantes como bandera, durante el lanzamiento volvió a tocar ese tema como principal para su posible futuro período. En medio del mensaje de apoyo a los estadounidenses y como una forma para poner a Estados Unidos como potencia sobre el resto del mundo, Trump aprovechó una vez más para fomentar un sueño americano que los favorezca a ellos en detrimento de los inmigrantes ilegales.

Como continueación de esa bandera antiinmigrante, las redadas comenzarán la semana que viene, en la que se buscarán indocumentados por todo el país para capturarlos y posteriormente deportarlos. Se espera que sean alrededor de 12 millones. A pesar de que este ha sido su propósito desde que comenzó, siempre ha tenido detractores dentro del mismo gobierno, pues hacer esto implica también separar familias, ya que hay hijos que pueden haber nacido en suelo estadounidense y, por ende, ya son ciudadanos.

En medio del mismo discurso antiinmigrante, tocó una vez más el tema del muro, que fue su propuesta principal en su candidatura pasada. Afirmó que “Llevamos 400 millas de muro construido. Más fuerte, más grande y más barato. Imagínense si no lo estuviéramos construyendo. ¿Cómo pararíamos esas caravanas?”.

Allí aprovechó también para lanzar mensajes contra el Partido Demócrata, culpándolos de los retrasos que ha tenido el muro y otras propuestas polémicas en el Congreso. De no ser por esos bloqueos, de seguro las políticas antiinmigratorias serían más severas y, de acuerdo con Trump, podrían avanzar más en el sueño americano que es interrumpido por los inmigrantes ilegales.

Afianzando el terreno

El Donald Trump que se reunió con 20.000 personas en Florida no es el mismo que se presentó cuatro años atrás, al cual no se le tomaba en serio su candidatura debido a la falta de experiencia. Sin embargo, hoy en día, con una ‘América grande otra vez’, según su lema, el terreno está mucho más a su favor, aunque algunos analistas afirmen que es el presidente más impopular de la historia estadounidense.

Esta reelección no toma por sorpresa a nadie, pues el mandatario dejó muy claro desde que llegó a la Casa Blanca que iría por un segundo round. Según El Tiempo, días después de empezar, en enero de 2017, ya su comité de reelección estaba constituido y este lleva trabajando desde entonces y hasta tiene una reserva de dinero recaudado.

En 2016, también vimos un Partido Republicano dividido, mayormente en contra de que Donald Trump fuera su representante. Hoy, 3 años después, hemos visto cómo ese discurso anti Trump de los republicanos se fue borrando poco a poco y empezó a defenderlos a él y sus propuestas a toda cabalidad. Simplemente eso le da una ventaja por encima de su ‘yo’ de la primera candidatura, en la que aún así ganó.

Puede interesarle: Estados Unidos y Reino Unido: entre amores y odios

No obstante, la táctica de Trump previa a este anuncio no ha sido únicamente una estrategia nacional, pues internacionalmente el mandatario se ha enfocado en los últimos meses en crear alianzas para apoyar su reelección, pero también para demostrarles a los estadounidenses su poderío y la presencia que tiene Estados Unidos actualmente. Todo esto es posible, según él, gracias al sueño americano que defiende.

 

LatinAmerican Post | Juliana Suárez

Copy edited by Juan Gabriel Bocanegra

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…