fbpx

Panorama medioambiental en Latinoamérica tras las elecciones de 2021

Persona levantando una botella de plástico en una playa

Latinoamérica atraviesa una crisis ambiental marcada por la contaminación, la tala y la minería ilegal, la sequía y la desertificación en varias zonas de la región. / Foto: Pexels

LatinAmerican Post | Daniel Vargas Bozzetto

Escucha este artículo


Read in english: Environmental outlook in Latin America after the 2021 elections

La región hace frente a un conjunto de problemas medioambientales que exigen una respuesta inmediata y efectiva por parte de los futuros presidentes de gobierno.

Millones de latinoamericanos decidirán este 2021 quienes serán sus próximos presidentes en medio, no solo de una crisis sociosanitaria y económica, sino de una crisis ambiental marcada por la contaminación, la tala y la minería ilegal, la sequía y la desertificación en varias zonas de la región. Cinco son los países que abrirán las urnas electorales en 2021.

Ecuador

Los pasados comicios del 7 de febrero dejaron como ganador a Andrés Arauz, que se enfrentará en una segunda ronda al líder indígena Yaku Pérez o bien al conservador Guillermo Lasso, ambos empatados por algunas décimas en los resultados.

Uno de los problemas ambientales más serios en Ecuador es el fenómeno de la minería ilegal, causante de buena parte de la contaminación de ríos y afluentes. Durante la campaña, Arauz prometió “mano firme y control con la minería, tanto con la de gran escala, como con la contaminante, que volverán a ser reguladas”.

Por su parte, el candidato Yaku Pérez habla de “revertir al Estado todas las concesiones mineras a gran escala” y de hacer recaer sobre las empresas mineras nacionales y transnacionales la responsabilidad de descontaminar las fuentes de agua y las tierras productivas. Asimismo, convocaría una consulta popular para que los ecuatorianos decidan si se debe o no continuar con la minería metálica.

En las antípodas de la posición de Pérez se halla Guillermo Lasso, en cuyo plan de gobierno sostiene que “Ecuador no puede darse el lujo de mantener sus recursos petroleros y mineros bajo tierra”, sino que debe aprovecharlos “con responsabilidad ambiental”. 

Chile

Bajo el nombre de Recicla la Política y con el lema “debemos contar con una constitución ecológica en Chile”, un grupo multidisciplinar de profesionales ha redactado un decálogo con los “temas mínimos a acordar” durante el proceso constituyente que dio comienzo el pasado 25 de octubre con el plebiscito para una nueva carta magna y que continuará el próximo 11 de abril con las elecciones de convencionales constituyentes. 

El derecho a la justicia ambiental, a vivir en un ambiente sano y ecológicamente equilibrado, y al acceso al agua son algunas de las reivindicaciones del decálogo, que también señala el deber del estado y de todas las personas de proteger la biodiversidad. Hasta el momento han sido 55 los candidatos a la constituyente que se han comprometido con la iniciativa

Desde WWF Chile y Greenpeace también se ha expresado la necesidad de redactar la futura constitución dentro de un marco ecológico que sea el sustrato en el que puedan fructificar políticas capaces de hacer frente a los graves problemas ambientales que padece el país, como la severa crisis hídrica, uno de los más acuciantes. Según datos de Greenpeace, el 76% de Chile está afectado por la sequía, la desertificación o el suelo degradado y el 70% de la población está viviendo una situación de escasez hídrica.

Perú

También el 11 de abril se celebrarán las elecciones presidenciales en Perú, país que padece, desde hace años, la tala ilegal de unos bosques que constituyen la cuarta extensión forestal más grande del mundo con 68 millones de hectáreas, un arma de inestimable valor contra el cambio climático.

Para poner fin al fenómeno de la tala, el candidato George Forsyth —recientemente inhabilitado como tal por el Jurado Electoral Especial de Lima— hablaba de involucrar a la Fiscalía Especializada en Delitos Ambientales y de reforestar 1 millón de hectáreas con especies nativas

Por su parte, la candidata Keiko Fujimori habla de una reforestación de las zonas agrícolas y de expansión urbana a través de un programa masivo de semilleros y viveros forestales. Su gobierno promovería, asimismo, el transporte eco-amigable e incentivaría el desarrollo de un transporte fluvial que ahorre combustible.

Nicaragua

Las elecciones de Nicaragua, previstas para el 7 de noviembre, se celebrarán con el recuerdo latente de la represión de las protestas de 2018, que se saldaron con más de 300 muertos.

Poco más de un año después de las mismas, Daniel Ortega recordaba que su gobierno tenía con Nicaragua “el compromiso de que se haga realidad el canal interoceánico”. Cinco años después de haber concedido a una empresa china un megaproyecto que, a día de hoy sigue sin llevarse a cabo, el mandatario señaló que se estaban preparando nuevamente los estudios medioambientales para poder realizarlo. La ruta del canal atravesaría el lago Cocibolca, la mayor fuente de agua dulce de América Central, algo que en su momento suscitó las protestas de ecologistas y campesinos.

También le puede interesar: Estas son las medidas ambientales que ha tomado Joe Biden hasta ahora

Y es que, según Ecologistas en Acción, el propio proceso de construcción del canal y los derrames de petróleo que los buques pudieran ocasionar “causaría fortísimos daños a la calidad del agua y su distribución, todo ello en un país con problemas de escasez hídrica”. Además, la obra afectaría a los ecosistemas de al menos 22 especies vulnerables y en peligro de extinción

Honduras

Honduras celebrará sus comicios el 28 de noviembre. El pasado mes de octubre la organización ecologista Sachamama publicó una lista con los 100 latinos más comprometidos con la acción climática. Entre ellos figuraba Nasry Asfura, vicepresidente del Consejo Internacional para las Iniciativas Ambientales Locales (ICLEI, por sus siglas en inglés), actual alcalde de Tegucigalpa y candidato a la presidencia del que, según Global Witness, es el país más peligroso del mundo para el activismo ambiental

De acuerdo con una investigación realizada por dicha organización, de 2010 a 2017 habrían muerto a manos de las fuerzas del estado, guardias de seguridad o asesinos a sueldo más de 120 personas. Su delito: oponerse a las presas, las minas o la tala. Hipotéticamente, la elección de Asfura pondría remedio a esta realidad.

Por otro lado, entre los precandidatos del Partido Liberal destaca Yani Rosenthal, exdiputado condenado en 2017 a tres años de prisión por lavado de dinero procedente del narcotráfico. En 2015, el Grupo Continental, perteneciente a la familia Rosenthal, dejó morir de hambre a unos 200 cocodrilos de una granja de su propiedad, según informaba la agencia EFE.