fbpx

¿Qué podrían aprender los países que vuelven al confinamiento de Nueva Zelanda?

Mientras países como Lituania, Rusia y China entran de nuevo a confinamiento, Nueva Zelanda se mantiene como un ejemplo a seguir en el manejo de la crisis sanitaria.

Personas aplaudiendo desde sus balcones durante la cuarentena

Desde el inicio de la pandemia Nueva Zelanda ha sido conocido como el país que se convirtió en una fortaleza ante la pandemia debido a su exigencia respecto a las restricciones y medidas de bioseguridad. Foto: Unsplash

LatinAmerican Post | Vanesa López Romero

Escucha este artículo


Read in english: What Could the Countries that Return to the Lockdown Should Learn from New Zealand?

Desde el inicio de la pandemia Nueva Zelanda ha sido reconocida por su fortaleza ante la pandemia debido a su exigencia respecto a las restricciones y medidas de bioseguridad. Como resultado, en lo que va de la pandemia, el país oceánico ha reportado 6.832 contagios y 28 muertes. Asimismo, los picos que ha vivido el país no superan los 166 nuevos contagios. En contraposición, nos encontramos con países como China, Rusia y Lituania, que recientemente han retomado la medida de confinamiento y de cierre de servicios no esenciales para controlar el alto número de infectados que están teniendo desde finales de septiembre.

¿Cómo están Rusia, China y Lituania?

En el caso de Rusia, hasta el momento se han reportado 8'593.200 contagios y 475.212 muertes desde que empezó la pandemia. En este momento, el país euroasiático se encuentra en su pico más alto con aproximadamente 39.597 nuevos contagios diarios. Por esto, desde el pasado jueves 27 de octubre, las autoridades de Moscú, capital del país, decretó un confinamiento obligatorio y cierre de servicios no esenciales durante 11 días. El presidente, Vladimir Putin, se ha mostrado reacio a los confinamientos a nivel nacional, pero con el fin de contener los casos de coronavirus, decretó una semana no laborable desde el sábado 30 de octubre hasta el domingo 7 de noviembre. 

Lee también: Infografía: todo lo que necesitas saber sobre la sub variante AY4.2 de la COVID-19

Por su parte, China tienen un total de 97.423 contagios y 4.636 muertes desde el inicio de la crisis sanitaria. En los últimos días se han reportado aproximadamente 74 nuevos contagios diarios. Como medida y para no volver a reportar 15.000 nuevos contagios diarios como en febrero de este año, se ha tomado la medida de "Tolerancia cero" a contagios de la COVID-19. Esto con el fin de no tener que cancelar los Juegos Olímpicos de Invierno 2022 que tendrán como sede a Pekín en febrero del próximo año. El cierre en algunas zonas turísticas a lo largo del país y la cancelación de vuelos en Pekín, así como la exigencia de no realizar bodas y hacer funerales más cortos, son algunas de las medidas que ha tomado el gobierno del país. 

Por último, en el caso de Lituania, ha habido un total de 412.769 contagios y 5.936 desde el inicio de la pandemia. En este momento, el país europeo se encuentra en un pico con 3.248 contagios nuevos por día. Debido al aumento de casos, el pasado 21 de octubre, el gobierno decretó cuarentena y toque de queda por un mes para controlar la situación, siendo uno de los primeros en Europa en volver a estas medidas. Lituania es uno de los países con más bajas tasas de vacunación en el continente. 

¿Qué se puede aprender de Nueva Zelanda?

Con Nueva Zelanda aplica el dicho de "curar en salud", pues debido a las estrictas restricciones, hoy el país presenta números muy bajos respecto a contagios y muertes. Asimismo, la isla ha administrado una dosis de la vacuna contra la COVID-19 al 82% de su población, mientras que el 72% de la sus ciudadanos ya tiene aplicadas las dos dosis

Como resultado, el Gobierno ha decretado la suspensión del aislamiento para sus ciudadanos viajeros, por lo que muchos de los expatriados que se encontraban esperando por plazas de hotel para este proceso podrán volver en noviembre y solo tener que realizar cuarentena por 7 días (antes eran 14). Se espera que en diciembre la eliminación de esta medida se haga efectiva, época de verano en el hemisferio sur. 

Sin duda alguna, las medidas siguen siendo exigentes, pero esa exigencia se ve recompensada en los números positivos, con respecto a otras naciones. Por lo que los países que están entrando y saliendo de confinamientos y aumentando sus números de contagio y muertes quizás deban seguir el ejemplo de Nueva Zelanda en cuanto a medidas políticas e individuales de bioseguridad. Si bien se ha dicho que la pandemia está cerca de su fin, con las nuevas variantes y picos, esto entra en duda. Acá calan las palabras de entes de salud mundiales , "no hay que bajar la guardia".