fbpx

FC Barcelona: de la quiebra a un activo mercado de fichajes

Una estrategia impulsada por su presidente, Joan Laporta, le ha permitido a la institución blaugrana hacerse de los servicios de Robert Lewandowski, Franck Kessie y Andreas Christensen ¿cómo lo logró?

Robert Lewandowski con la camiseta del Barcelona

Foto: IG-fcbarcelona

LatinAmerican Post | Onofre Zambrano

Escucha este artículo


Read in english: FC Barcelona: from Bankruptcy to an Active Transfer Market

Joan Laporta encabezó desde las oficinas el exitoso ciclo del FC Barcelona entre 2008 y 2013 cuando el equipo catalán ganó dos Champions League, cuatro ligas de España y el inolvidable sextete en el 2009, entre muchos otros trofeos, mientras un ‘extraterrestre’ Lionel Messi los lideraba desde el campo de juego.

Hace un año, Laporta volvió como presidente del club, pero en una situación muy diferente, abanderada por las deudas económicas, sin Messi y con varias de sus figuras avejentadas. La temporada 2021-22 terminó siendo la peor de los blaugranas en más de una década al no quedar ni cerca de obtener algún título.

Este panorama presagiaba un mercado de fichajes 22-23 poco atractivo en la institución catalana hasta hace unos días, cuando el dirigente sacó de la chistera una estrategia que le ha permitido a su club fichar activamente en la pausa de la temporada, presagiando un club que competirá por títulos en la venidera zafra.

La estrategia

Barcelona cerró en el último día de su ejercicio fiscal un acuerdo con el fondo Sixth Street para vender el 10% de sus derechos audiovisuales durante 25 años a cambio de 207,5 millones de euros. La operación está sirviendo a la entidad azulgrana a no cerrar con pérdidas por tercer año calendario consecutivo, y, además, le reportará plusvalías de 267,5 millones.

En la más reciente asamblea del club, los socios dieron el visto bueno a la negociación que se mantendrá por los próximos 25 años. Los afiliados le permitieron desprenderse de hasta el 25% de los derechos de televisión, un camino que el club proseguirá en los próximos meses hasta alcanzar el cupo máximo.

"Estamos ejecutando nuestra estrategia para reforzar la base financiera del club; Sixth Street apoya al mundo del fútbol de manera decidida", aseguró Laporta tras oficializar el acuerdo, según señaló El Economista. No es un dato menor recordar que el mencionado fondo llegó a un acuerdo de 360 millones con el Real Madrid para remodelar el nuevo Santiago Bernabéu.

A su vez, Alan Wixman, consejero delegado de Sixth Street, señaló al mismo medio de comunicación "Nuestro equipo espera tener una alianza a largo plazo". Así, el Barcelona concretó la primera desinversión en su objetivo de sanear cuentas y volver al mercado de fichajes, aprovechando el 15% que le correspondía por su paquete del mercado.

Pero las palancas económicas de Laporta aún deben resolver como inscribir sus fichajes en La Liga, competición que ha sido inflexible con el fair play financiero, y advertir qué sucederá en el futuro, debido a que el Barça está vendiendo parte de su patrimonio para obtener un dinero que se invierte en jugadores. La fecha tope para resolver el asunto es el 31 de agosto.

Lea también: ¿Quiénes son los futbolistas más longevos en actividad?

Tercero en fichajes

Es así como el Barça en solo dos semanas pasó de vivir en números rojos a ser el tercer club de Europa que más dinero ha gastado en fichajes, al menos hasta la primera quincena de julio, tras asegurar los servicios de Franck Kessie, Andreas Christensen, Ousmané Dembélé, Rapinha y por supuesto, el movimiento estelar de Robert Lewandowski.

Los tres primeros mencionados llegaron libres, los segundos a golpe de talonario. El brasileño costó 55 millones, que podrían aumentar a 65 con los bonus. A su vez, el delantero polaco costó 45 y seguramente aumentará cinco más con los bonus. En total, en las oficinas del Camp Nou se han gastado 100 millones de euros en contrataciones, que podrían ascender a 115.

Un fichaje por cada línea del campo y algunos otros nombres que están en carpeta como el portugués Bernardo Silva, del Manchester City o el defensor Jules Koundé del Sevilla. Lewandowski, consagrado goleador que marcó historia en el Bayern Múnich, es sin duda el fichaje estrella, y la referencia sobre la que se manejará este nuevo proyecto que, esta vez, sí podrá armar su técnico Xavi desde el inicio.

Por ahora, el Manchester City de Pep Guardiola, con una inversión de 108 millones, encabeza la lista tras las incorporaciones del noruego Erling Haaland que costó 60, y de Kalvin Phillips, por quien se pagaron 48. A diferencia de las temporadas previas, el equipo del técnico catalán ha estado más fino con las ventas y ha ingresado 120 millones. Sin dudas, un balance positivo. La segunda casilla también está en Inglaterra con el Leeds, que ha gastado 105 millones en seis jugadores, pero que vio ingresar 106 con la venta de Rapinha. 

Pero no todo es perfecto, pues el Barcelona aún tiene pendiente el asunto de mejorar las ventas. Hasta la fecha, han ingresado 22,5 millones por las ventas de Coutinho (20) y Rey Manaj (2,5), a los que hay que sumar tres más por la tarifa de cesión de Trincao al Sporting de Portugal. El club sigue esperando porque el holandés Frenkie De Jong acepte marcharse al Manchester United para poder ingresar 75 millones de euros del traspaso.

¿Y el Real Madrid qué?

El flamante campeón de Europa, está en la lista de los diez equipos que más han fichado, pero, en sus pasillos, no olvidan las negociaciones infructuosas con Kylian Mbappé y Erling Haaland, fracasos que los llevaron a ser un poco más discretos en sus incorporaciones y, por el contrario, renovar a los jugadores claves del proyecto.

En la entidad blanca gozan de buena salud económica, pero han gastado 80 millones de euros en un solo jugador, el francés Aurélien Tchouaméni, proveniente del Mónaco de la Ligue 1. Estopues al alemán Antonio Rudiger lo firmaron libre tras la conclusión de su contrato con el proyecto que dirige el alemán Tomas Tuchel. 

Touchaméni, de 22 años, jugará las próximas seis temporadas como merengue, tras sondear ofertas de otros equipos como Liverpool y el mismo París Saint-Germain. En la última temporada, disputó 50 partidos entre todas las competiciones, incluidas Champions y Europa League, sumando cinco goles y tres asistencias.

"En cuanto el Madrid salió, le dije a mi agente que cerrara ese acuerdo. Hubo otras negociaciones, pero la primera opción era el Real Madrid. Le escribía a mi agente y le decía: haz todo lo posible por llevarme allí, por favor", manifestó el mediocampista francés en declaraciones recopiladas por Sporting News.

Rudiger, a su vez, fue el primer fichaje oficial del cuadro merengue para la temporada 2022-23. El ex Chelsea y Selección de Alemania llegó para jugar en la casa blanca cuatro temporadas hasta el 2026 y a sus 29 años da el gran salto tras haber jugado en el Stuttgart de su país, la Roma de Italia y finalmente en ´Los Blues´ de la Premier League.