Belice se puso los pantalones para proteger su barrera de coral

La Barrera Arrecifal de Belice fue removida de la Lista de Sitios de Patrimonio Mundial en Peligro de UNESCO

Belice se puso los pantalones para proteger su barrera de coral

La Barrera de Arrecife de Belice ha sido reconocida como un sitio de Patrimonio Mundial desde 1996 por la UNESCO, pero fue incluida en la lista de sitios en peligro por diversas amenazas en su contra. Su retiro fue un trabajo coordinado entre varias instituciones, el gobierno de Belice y la sociedad civil.

“La remoción del Sitio de Patrimonio Mundial de Belice de la lista en peligro es el resultado de que Belice haya puesto en marcha las protecciones necesarias para la Barrera Arrecifal de Belice.  Trabajando en conjunto con organizaciones internacionales y la sociedad civil, logró identificar y tomar las acciones necesarias para asegurar la protección de este increíble sitio y contra las amenazas inmediatas y crear un modelo colaborativo que otros pueden seguir”, afirmó Fanny Douvere, Coordinadora del Programa Marino del Centro de Patrimonio Mundial de UNESCO.

Read in english: Belize put on its pants to protect its coral barrier

 

 

Una publicación compartida de UNESCO (@unesco) el

Un poco de contexto

La barrera de coral mesoamericana cuenta con más de 60 diferentes especies de corales y más de 500 diversas especies de peces y abarca varios países, desde México, Belice, Guatemala hasta Honduras. Esta se extiende por más de 700 kilómetros y Belice decidió protegerlos.

Durante el último año y medio, esta nación adoptó medidas de protección necesarias para la exclusión del arrecife de coral de la lista de sitos patrimonio de la UNESCO en peligro. Una de las medidas más contundentes y necesarias para que se alcanzara este logro fue declarar la moratoria para la exploración de hidrocarburos en sus costas en diciembre de 2017.

Pruebas sísmicas para la exploración y explotación de petróleo justo en las costas del país centroamericano, prendieron las alarmas de la sociedad civil que rechazó las prácticas extractivas que ponían en riesgo la segunda barrera de coral más grande del mundo después de la gran barrera de Australia.

La importancia de los corales

En junio de 2018, el gobierno de Belice promulgó importantes regulaciones para proteger los manglares del país y se comprometió a legislar la actual moratoria voluntaria de venta de tierras públicas dentro de este sitio de Patrimonio Mundial.

Lee también: Chiribiquete: De “Capilla Sixtina de la Amazonia’” a Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO

Sin embargo, no sólo la explotación petrolera en las costas del país centroamericano habría puesto en peligro la gran barrera de arrecife coralino. Durante más de una década, este sitio patrimonio de la humanidad fue declarado en peligro debido a las construcciones costeras perjudiciales para el ambiente. Varios hoteles pretendieron adelantar mega construcciones en las costas de este país con prácticas que podrían afectar los corales.

Para ecosistemas tan frágiles como los corales, cualquier derrame de petróleo afectaría los cayos de arena blanca y la transparencia del agua, amenazando los arrecifes de coral que sirven de protección ante huracanes, oleajes y aumento del nivel del mar.

El ecosistema de coral es uno de los más prolíficos del mundo en cuanto a diversidad biológica y recursos derivados de su sano funcionamiento dando albergue a miles de especies animales y vegetales en una perfecta cadena en la que fluye libremente el intercambio de materia y energía entre sus especies.

Además, los arrecifes de coral son barreras naturales que detienen grandes marejadas derivadas de los huracanes y tormentas tropicales. Los arrecifes son proveedores de importantes recursos de pesca de moluscos, crustáceos y peces siendo el sustento de millones de personas alrededor del mundo.

Para que la vida en el arrecife de coral sea posible se requiere que se cumplan tres condiciones específicas:

  1. Suficiente salinidad del agua
  2. Transparencia
  3. Temperatura adecuada

Condiciones que claramente serían alteradas por la construcción de hoteles en la costa que no cumplan con las características necesarias y por supuesto la sísmica para la exploración y explotación de hidrocarburos y sus actividades asociadas.     

“En una época en que vemos numerosas amenazas a los sitios de Patrimonio Mundial, el gobierno de Belice ha tomado acción real para proteger uno de los lugares más especiales del mundo”, dijo Marco Lambertini, Director General de WWF. Esta organización lideró, junto a la Asociación de la Industria Turística de Belice, Audubón Society de Belice, el Instituto por la Legislación y Política Ambiental y por supuesto la sociedad civil.

 

LatinAmerican Post | Alberto Castaño
Copy edited by Marcela Peñaloza

 

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…