fbpx

Por qué el mundo empresarial necesita CEO sostenibles post COVID19

Un artículo publicado en The World Economic Forum, pone sobre la mesa de discusión el perfil de los nuevos líderes empresariales en el contexto global del COVID19.

Hombre y mujer converasndo en una oficina.

Estudio analiza la importancia de los CEO sostenibles para enfrentar la nueva realidad tras la pandemia. / Foto: Pexels

The Woman Post | Maria Lourdes Zimmermann

Escucha este artículo


Read in english: Why the post-COVID19 business world needs sustainable CEOs

Lise Kingo, Directora Ejecutiva del Pacto Mundial de la Naciones Unidas y Clarke Murphy, CEO de Russell Reynolds empresa consultora de gestión, explican que ahora y en el futuro, “las empresas exitosas serán aquellas que satisfagan las necesidades de la mayor cantidad de personas posible, utilicen la menor cantidad de recursos y se involucren y respondan a la mayor cantidad de interesados posible”. Y agregan que: “eso no sólo es lo correcto, también es inteligente”. Las empresas simplemente no pueden prosperar en un mundo de pobreza, desigualdad, disturbios y estrés ambiental.

En los últimos años las organizaciones han venido cambiando, algunas nacen con filosofías que apuntan a ser las mejores empresas para el mundo y no las mejores del mundo y detrás de eso no hay nada más que un modelo de crecimiento económico sostenible, justo socialmente y de respeto ambiental dirigido a dejarles una herencia consistente a las futuras generaciones. Esa es la filosofía de las empresas ‘Tipo B’. Y como estos modelos globales otras empresas han incluido parte de esas filosofías pero en la práctica la brecha entre la retórica y la realidad sigue siendo grande.

Kingo y Murphy argumentan como el análisis realizado por el Pacto Mundial de las Naciones Unidas muestra que, si bien el 92% de los CEO creen que la integración de la sostenibilidad será importante para el éxito futuro de sus negocios, solo el 48% afirma estar implantando la sostenibilidad en sus operaciones.

 

Por lo que se deduce que a pesar de las expectativas de cambio y de ese modelo que cada vez se intenta implementar a nivel mundial como exitoso y sobre todo justo, es claro que la sostenibilidad no está ampliamente integrada en las expectativas o la cultura del liderazgo mundial.

 

El análisis realizado por Russell Reynolds Associates descubrió que sólo en el 4% de las especificaciones de funciones ejecutivas y no ejecutivas, la experiencia o mentalidad de sostenibilidad era un requisito real. Esto debe renovarse si queremos hacer que el cambio exponencial y la innovación necesarios para salir de la crisis COVID-19 sean más fuertes y progresen realmente hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Lea también: La crisis por el coronavirus devastará la energía limpia

La coyuntura mundial está haciendo un llamando a la renovación del mundo empresarial y corporativo, al verdadero aporte de líderes que sientan la importancia del cambio y sus beneficios. La realidad post COVID-19 puede mantenerse en el tiempo. Los análisis globales de degradación ambiental muestran que este es el principio de una realidad que se mantendrá y su influencia estalla en todos los ámbitos. 

Por eso, es el momento de seleccionar a CEO conscientes de la importancia de la sostenibilidad empresarial pero, ¿cómo se pueden identificar esos líderes?

Lise Kingo y Clarke Murphy lo hacen de una forma clara y puntual gracias a un análisis con 55 pioneros en temas de sostenibilidad, quienes revelan los atributos que transforman a un líder en un CEO sostenible.

Básicamente deben tener una mentalidad sostenible con una creencia impulsada por el propósito de que el negocio no es una actividad comercial divorciada del contexto social y ambiental y a eso se le suman cuatro atributos de liderazgo diferenciadores así:

En primer lugar, el pensamiento de sistemas multinivel: incorporan la interacción de los sistemas empresariales, sociales y ambientales e impulsan las decisiones que convierten la sostenibilidad en una ventaja competitiva.

Un segundo aspecto, habla de la influencia de las partes interesadas: el líder sostenible las incluye activamente en la definición y la toma de decisiones.

En tercer lugar está la innovación disruptiva: poseen el coraje de desafiar los enfoques tradicionales y cortar la burocracia para impulsar la innovación disruptiva necesaria para eliminar la compensación entre rentabilidad y sostenibilidad.

Y finalmente, como elemento crucial, la activación a largo plazo: no solo tienen una orientación hacia el largo plazo, establecen objetivos audaces de sostenibilidad e impulsan rigurosamente la acción concertada en su búsqueda.

Las características que deben tener esos nuevos líderes están puestas sobre la mesa en un momento justo de cambio y resiliencia humana y planetaria. La sostenibilidad no es un asunto de ambientalistas radicales, es un modelo de desarrollo económico inteligente que pretende ganar y al mismo tiempo garantizar a las futuras generaciones que también puedan ganar, aumentar la calidad de vida y proponer un desarrollo más justo y respetuoso en todos los ámbitos, porque si algo nos ha demostrado la crisis global que atravesamos es que la humanidad necesita y sugiere cambios.

“Los CEO y las juntas deben ser ambiciosos para impulsar una nueva visión de liderazgo” concluyen ambas expertas “y necesitan desarrollar y fomentar líderes sostenibles en sus filas”. No se trata de contratar a un solo individuo para la sostenibilidad. Los desafíos sistémicos que enfrenta el mundo hoy en día significan que el liderazgo sostenible no puede limitarse a una pequeña minoría; Las empresas deben cultivar un liderazgo sostenible en todos los niveles. Esto no es algo que pueda esperar. No es una conversación para mañana, es una conversación para hoy.

 

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…