fbpx

Día de la endometriosis, una enfermedad invisibilizada

La endometriosis es una enfermedad que consiste en el crecimiento del tejido endometrial fuera del útero, que puede causar dolor o infertilidad.

Mujer con dolor en el vientre

Foto: Freepik

LatinAmerican Post | María Fernanda Ramírez Ramos

Escucha este artículo


Read in english: Endometriosis Day, An Invisible Disease

Cada 14 de marzo se realiza el Día Mundial de la Endometriosis para generar conciencia sobre esta enfermedad que afecta a cerca de un 10% de las niñas y mujeres de todo el mundo, de acuerdo con las cifras de la Organización Mundial de la Salud. Se trata de una enfermedad crónica que puede resultar bastante dolorosa. Pese a que se estima que 190 millones de mujeres en el mundo la padecen, representa todo un reto para la ginecología actual, pues hay problemas y tabúes que generan infradiagnóstico, infravaloración e invisibilización de esta condición.

¿Qué es la endometriosis y cuáles son sus síntomas?

El tejido que cubre el interior del útero se llama endometrio. Normalmente, dicho tejido solo debería encontrarse dentro de este órgano. No obstante, hay ocasiones en las que crece por fuera, extendiéndose sobre otras zonas, y causa una serie de irregularidades en los ciclos menstruales. Por otra parte, también es una causa común de infertilidad. “Aunque la endometriosis puede ser asintomática, a menudo puede causar dolor pélvico debilitante, dispareunia y dismenorrea u otros síntomas que incluyen fatiga crónica” señala una investigación de la Universidad de Pavía.

Es decir que debilita notablemente la calidad de vida porque genera sangrados abundantes, dolor pélvico intenso, irregularidades en el ciclo menstrual y dolor en las relaciones sexuales. Asimismo, existen casos en los que este dolor también puede presentarse al orinar o defecar, si el crecimiento del tejido se extiende a órganos como el intestino o la vejiga. Sin embargo, estos síntomas se tienden a normalizar porque no hay una educación profunda sobre el placer o el ciclo menstrual. Por lo tanto, se trata de un tema tabú.

La endometriosis es una enfermedad crónica que, por lo general, se vuelve cada vez más dolorosa. Sin embargo, por los imaginarios en torno a la mentruación y el sexo, los médicos suelen tener problemas para diagnosticarla y los pacientes para identificarla.

Retos para el manejo de la endometriosis

Una investigación publicada este año en la Revista Nature señala que “La fisiopatología y la etiología de la endometriosis aún no están aclaradas. Según evidencias recientes, la enfermedad es un trastorno dependiente de estrógenos cuyos síntomas pueden ser cíclicos paralelos al ciclo menstrual y resolverse significativamente después de la menopausia, pero no completamente”: Esta es solo una evidencia de que, pese a que cada día se realizan más esfuerzos por estudiar este enfermedad, aún no hay datos claros sobre su origen y tratamiento.

Por esta razón, una de las banderas de muchos colectivos que luchan por los derechos sexuales y reproductivos ha sido generar mayor conciencia sobre la endometriosis y exigir a las instituciones públicas y de sanidad que se le de mayor relevancia. Una de las más relevantes es el movimiento global Endomarch que denuncia qué: “como resultado de décadas de financiación insuficiente y falta de conciencia, las personas que padecen endometriosis continúan recibiendo atención médica extremadamente inadecuada o inapropiada que incluye múltiples tratamientos fallidos que no funcionan y/o causan lesiones graves debido a efectos secundarios adversos graves”.

La endometriosis en Latinoamérica

De acuerdo con una investigación pulicada en la Revista Ciencia y Salud | UCIMED, el estigma y los prejuicios son factores a analizar en el estudio de la endometrisois. “Se ha relacionado a la endometriosis desde el punto de vista socio-cultural, actualmente existen muchos tabúes, principalmente en las poblaciones de Latinoamérica con el tema que respecta a la menstruación y propician que la mujer no se exprese en temas relacionados a este proceso fisiológico y a las irregularidades que puedan sufrir, muchas de estas mujeres que inclusive llegan a sufrir de una especie de aislamiento social”, señala.

Te recomendamos leer: Menstruación: sangre sucia y aterradora

Por otra parte, la Fundación Manifiesta en Colombia, se ha encargado de hacer un llamado para que existan leyes en Latinoamérica que reconozcan a la endometriosis como una enfermedad crónica para facilitar el acceso a tratamientos efectivos.

De acuerdo a información de la Cámara de Representantes en Colombia, en septiembre del año pasado se radicó el proyecto de ley “mediante el cual se establece a través de la detección, diagnóstico, estudios, control, tratamiento, medicamentos y terapias tempranas y oportunas el abordaje integral e interdisciplinar de la endometriosis”. En Argentina, se ha impulsado la Ley de Endometriosis, respaldado por un movimiento llamado Endoguerreras y por la Sociedad Argentina de Endometriosis. Por otra parte, en Chile los diputados también han estado discutiendo un proyecto para crear la Ley de Endometriosis y facilitar el acceso a tratamientos.